Edición Impresa

El sistema de bicicletas públicas se pone en marcha hoy con polémica en puerta

Las voces que ya se levantaron a favor de la gratuidad del servicios fueron las del concejal del Bloque Rosario Federal, Diego Giuliano, y su par del PRO, Rodrigo López Molina

Domingo 29 de Marzo de 2015

El sistema público de bicicletas se pone en marcha hoy con la instalación de las primeras dos estaciones y la participación de 200 usuarios. Si bien se trata de una prueba que permitirá ajustar detalles técnicos para comenzar a expandir la red en los próximos meses, ya se abrió la polémica sobre su gratuidad o no, una vez que los rosarinos puedan utilizarlo a través de la Tarjeta Sin Contacto (TSC).

El debate fue planteado por dos concejales de la oposición, quienes señalaron que el servicio debería ser gratuito para los usuarios y financiarse a través de sponsors y publicidad, una alternativa que hasta ahora el municipio no había evaluado. Es más, la subsecretaria de Movilidad y Seguridad Vial, Mónica Alvarado, adelantó la semana pasada que el Ente de la Movilidad (EMR) tiene en estudio el costo, lo definirá en las próximas semanas y lo elevará al Concejo Municipal para su tratamiento. El tema, promete debate.

   Las voces que ya se levantaron a favor de la gratuidad del servicios fueron las del concejal del Bloque Rosario Federal, Diego Giuliano, y su par del PRO, Rodrigo López Molina. “No me parece que sea un servicio que deba pensarse como el de colectivos o el de taxis y remises”, advirtió el justicialista, y agregó que “debe ser un sistema gratuito como parte de la política de movilidad sustentable, porque estamos desalentando el uso del auto particular en el centro de la ciudad, y entonces dejar el auto y tomar la bicicleta tiene que ser una opción atractiva”.

   Hacia el mismo lugar apuntó López Molina al asegurar que durante los primeros meses debe lograrse “la adhesión de los vecinos y que sea gratuito sería uno de los principales incentivos”.
  
Un sponsor. Si bien ambos reconocieron que el sistema tendrá costos de mantenimiento, apuntaron a la publicidad y a los sponsors como fuente de financiamiento. López Molina recordó que el sistema es gratis en Capital Federal.

    “Hay que aguzar la imaginación y empezar a buscar alternativas que no sean siempre el bolsillo de la gente”, señaló Giuliano, e insistió que en que “no se puede pensar a la bicicleta con una tarifa, como se piensa el colectivo o el remís”.

   López Molina también consideró que “la concesión de espacios para publicidad, ya sea en las bicicletas o en las estaciones, es una forma de sostener el servicio”.

   Además, el edil del PRO opinó que “no se trata para nada de privatizar herramientas públicas, sino todo lo contrario; se trata de sostener un sistema que, aunque tenga publicidad, será de la ciudad y de los vecinos que lo usen”.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario