Edición Impresa

El Santo festejó el punto después de ir perdiendo 2 a 0 en Rafaela

Si otro hubiera sido el trámite, si hubiera terminado 0 a 0, seguramente San Lorenzo no hubiera salido exultante del Monumental de Rafaela.

Domingo 24 de Noviembre de 2013

Si otro hubiera sido el trámite, si hubiera terminado 0 a 0, seguramente San Lorenzo no hubiera salido exultante del Monumental de Rafaela. Pero el equipo de Pizzi padeció de lo lindo, estuvo al borde una derrota dolorosa y por eso cuando Ignacio Piatti, la figura de la levantada, marcó el segundo en una gran maniobra personal, todo el banco salió a gritarlo como si hubiera sido el gol del campeonato. Y es que quizás el tiempo lo valide como tal. Claro que ahora no depende de sí mismo y eso es una concesión que puede pagar. Cara y cruz de un 2 a 2 electrizante. Tanto, que si la Crema hubiese mantenido su diferencia hasta podía ser líder, si como se espera le dan los tres puntos del partido suspendido ante Colón.

El partido en la Perla del Oeste fue electrizante, jugado como lo era a esta altura del Inicial: una final. Porque Rafaela, al que nadie daba de candidato, sabía que si bajaba al puntero se le ponía a tiro. Y después, ¿quién sabe? hasta un empate hoy de Newell’s ante Arsenal lo dejaba con una chance inmejorable. Por eso fue al frente y a los 10’ Albertengo se tiró casi de palomita para conectar un centro desde la izquierda de Eluchans y vencer a Torrico.

En una cancha de tan chicas dimensiones, el mediocampo fue un tránsito rápido donde enseguida se llegaba a las áreas y a San Lorenzo le costó asimilar el puñetazo de entrada. Tanto, que no tuvo juego y a Romagnoli le costó hilvanar juego junto a Correa y Piatti, mientras Rafaela seguía amenazando.

A los 5’ del complemento, transformó ese alerta en el segundo, en una acción que fue de derecha al medio hasta que le quedó a Vera, que enganchó para su zurda en la puerta del área y sometió a Torrico con disparo cruzado.

Parecía el acabose para el Santo. Pero en el peor momento apareció el talento de Piatti para empardar una historia que parecía sellada, sobre todo por las contras peligrosas que le metía la Crema.

A los 20’ tuvo un tiro libre casi en la medialuna y tras toque de Romagnoli venció a Conde. Y a 5’ del final recibió una pelota con pique, la paró de pecho y la fue amansando con su derecha ante los centrales rafaelinos para terminar de acomodarla para su derecha. De ahí partió un remate a colocar que, con la complicidad de Conde (flojo en el primer gol), fue el 2 a 2. Un punto muy festejado por Pizzi y los suyos, pero cuyo verdadero valor se sabrá recién hoy.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS