Edición Impresa

El Museo de Funes presenta la obra restaurada que pintó Cochet en París en 1927

La inauguración y charla será este sábado a las 19.30 y estará a cargo de María Eugenia Prece, coordinadora del proyecto de restauración de la colección del período europeo.

Sábado 13 de Septiembre de 2014

El Museo Cochet de Funes mostrará la restauración realizada por Sergio Mateini de la obra “Soldado Escribiendo” pintada por Cochet en París en 1927. La inauguración y charla será este sábado a las 19.30 y estará a cargo de María Eugenia Prece, coordinadora del proyecto de restauración de la colección del período europeo del patrimonio del museo funense.

   Lo que se verá en esta muestra a través de paneles con fotografías es la pintura en el estado en que se encontraba antes de la restauración, el trabajo realizado en el laboratorio del Conicet y los pasos del proceso de restauración de la obra, cuya intervención propiamente dicha fue realizada por Sergio Mateini en el Taller Tarea perteneciente a la Universidad De San Martín.

   El montaje del trabajo realizado en el laboratorio del Conicet, muestra el proceso de restauración de la obra del maestro, que se hizo en Rosario y Buenos Aires durante este año.

El proyecto. El Museo Cochet junto al Instituto de Física Rosario presentaron en 2013 a la Municipalidad de Funes un proyecto para la formación de un equipo interdisciplinario de técnicos y profesionales en la restauración de pintura de caballete para llevar a cabo la conservación de su colección.

   Este proyecto recibió el financiamiento de la Secretaría de Ciencia y Técnica de la provincia. Junto al equipo de profesionales del Ifir, los restauradores Sergio Mateini y María Eugenia Prece han aplicado las técnicas de la ciencia de los materiales como difractometría de rayos X y microscopía electrónica de barrido a muestras extraídas de obras en proceso de restauración.

   Estas técnicas permiten identificar las composiciones de los diversos componentes de las obras de arte como pinturas, soportes, marcos, pigmentos, capas superpuestas; ayudando a encontrar el mejor método de intervenirlas en el proceso de su restauración.   Como fruto de esta experiencia, el equipo interdiciplinario del Ifir-Conicet y el museo participaron en febrero de este año del primer taller de microscopia electrónica aplicado a la conservación de bienes culturales.
 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario