Edición Impresa

El jefe de las Farc no acepta plazos para negociar la paz

Bogotá. — El máximo líder de la guerrilla colombiana de las Farc, Rodrigo Londoño, alias "Timochenko", dijo que al proceso de paz que empezará el próximo mes con el gobierno no se le deben...

Jueves 20 de Septiembre de 2012

Bogotá. — El máximo líder de la guerrilla colombiana de las Farc, Rodrigo Londoño, alias "Timochenko", dijo que al proceso de paz que empezará el próximo mes con el gobierno no se le deben poner "fechas fatales" para llegar a acuerdos en corto tiempo. "Timochenko" dijo en una entrevista publicada por el semanario Voz, órgano de información del Partido Comunista, que el presidente Juan Manuel Santos se ha dedicado a decir que el proceso debe durar "meses y no años", lo cual puede crear falsas expectativas.

El jefe guerrillero, de 53 años, dijo que en las reuniones secretas que celebraron ambas partes en Cuba, entre febrero y agosto, nunca se habló del tiempo que puede durar la negociación, que debe empezar el 8 de octubre en Oslo (Noruega). "Se trata de una expectativa que él está generando por su cuenta, en contravía de lo pactado en la letra y el espíritu del encuentro exploratorio (en Cuba). Allí se concertó no poner fechas fatales, ni siquiera la palabra meses, así que lo expresado por el presidente nos indica lo difícil que va a ser este camino que emprendemos", dijo el jefe de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc).

 

Sin fecha límite. "Para llegar a La Habana y realizar el encuentro exploratorio duramos dos años, cuando inicialmente se creyó que sería cuestión de semanas. Y no fue precisamente por causa de la insurgencia", expresó.

Sin embargo, admitió que las Farc acudirán a la negociación "con grandes expectativas" tras los "pasos positivos" en favor del diálogo dados por el gobierno. "(Santos) decidió asumir los riesgos de dialogar y dio pasos positivos en ese sentido. Cualquier colombiano diría que el verdadero riesgo es la guerra y no el diálogo, por eso no vacilamos en aceptar las conversaciones para buscar la paz", indicó.

El comandante de las Farc reiteró que su grupo está decidido a renunciar a la lucha armada, que empezó en 1964, si el proceso de paz culmina con éxito.

Los diálogos en Oslo, y que según las partes se trasladarán después de algunas semanas a Cuba, son el cuarto intento de distintos gobiernos por sellar la paz con ese guerrilla. La última negociación, que se extendió de 1999 al 2002 en territorio colombiano, fracasó en medio de acusaciones del entonces presidente Andrés Pastrana (1998-2002) de que las Farc habían utilizado una zona desmilitarizada, donde se escenificaban las conversaciones, para mantener a secuestrados y fortalecer su aparato armado.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario