Edición Impresa

El Indec confirmó que la actividad económica se estancó durante julio

los números expuestos por el gobierno no coincidieron con las estimaciones realizadas por el sector privado, que habían pronosticado una baja del 0,7 por ciento para la actividad.

Sábado 27 de Septiembre de 2014

La actividad económica en el país se estancó durante julio de este año, con relación al mismo mes en 2013. Así lo informó ayer el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

Según el Estimador Mensual de la Actividad Económica (Emae), que se difunde como adelanto de la evolución del PBI que se publica trimestralmente, la variación interanual de julio fue nula, ya que arrojó 0 por ciento.

Tras haber registrado una recuperación en junio del 0,7 por ciento, los números volvieron a exhibir un escenario poco positivo. A su vez, el indicador desestacionalizado arrojó que en julio hubo una variación de tan sólo 0,1 por ciento, respecto de junio.

Los datos oficiales habían exhibido que en junio la actividad había repuntado luego de que por tres meses seguidos se registraran caídas interanuales. Es que en marzo la actividad había retrocedido 0,9 por ciento, en abril un 0,5 por ciento y en mayo 0,2 por ciento, aunque con la suba de junio, los pronósticos habían dejado de ser tan negativos luego de la variación difundida por el Indec para junio.

Nuevamente, los números expuestos por el gobierno no coincidieron con las estimaciones realizadas por el sector privado, que habían pronosticado una baja del 0,7 por ciento para la actividad económica de julio.

Según el último sondeo del Indec, la actividad industrial en julio cayó 0,7 por ciento, principalmente por la baja en la actividad del sector automotriz, la cual atravesó por una grave crisis y provocó miles de suspensiones a trabajadores en todo el país.

Las exportaciones cayeron 9 por ciento, mientras que las importaciones cayeron de modo marcado un 16 por ciento. El intercambio comercial dejó una ganancia de 803 millones de dólares.

Según los datos del Emae, la construcción cayó 0,2 por ciento y el consumo en supermercados y shoppings, siguió con desaceleración.

El consumo de servicios públicos aumentó durante julio último el 4,3 por ciento en relación a igual período del año pasado, debido al fuerte impulso que brindó la telefonía celular y servicios relacionados.

En tanto, la producción agrícola eludió este sesgo declinante y, según estimaciones del Ministerio de Agricultura, la cosecha de soja rondaría los 53 millones de toneladas desde los 49 millones del ciclo 2012/13, al tiempo que elevó a 33 millones su pronóstico de maíz.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario