Edición Impresa

El gobierno puso en marcha la flexibilización del cepo cambiario

Debutó el nuevo régimen pero casi no hubo operaciones. Los que ganen más de 7.200 pesos en blanco podrán usar un 20 por ciento para comprar divisas. Se necesita una cuenta bancaria.  

Martes 28 de Enero de 2014

El gobierno autorizó ayer a comprar dólares para atesoramiento a los asalariados registrados, autónomos y monotributistas inscriptos que ganen en blanco al menos 7.200 pesos por mes. Estos contribuyentes podrán comprar divisas por el equivalente a un 20 por ciento de sus ingresos mensuales en el mercado oficial, con un límite de 2 mil dólares. El jefe de Gabinete, Jorge Capitanich y el titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos (Afip), Ricardo Echegaray, formalizaron ayer por la mañana el anuncio de la flexibilización de las restricciones cambiarias. Sin embargo, fueron muy pocas las operaciones que se realizaron porque la mayoría de los bancos y casas de cambio informaron que estaban ajustando los sistemas. Las cotizaciones cerraron estables en el primer día de nuevo sistema.

El dólar oficial cerró para la venta en la city porteña a 8,01 peso, mientras que en Rosario las casas de cambio lo ofrecían a 8,35 pesos, igual que el viernes pasado. El paralelo cerró a 12,20 pesos, con escaso volumen de negocios. El llamado dólar Bolsa, en cambio, cerró en el orden de los 10,60 pesos, con mayor actividad. La nota más destacada en el mercado financiero fue la liquidación de títulos públicos, que bajaron en promedio un 3 por ciento. El Banco Central vendió 100 millones de dólares en el mercado.

Diez minutos después de que Capitanich y Echegaray realizaran el anuncio, más de tres mi consultas se habían realizado en la Afip por parte de contribuyentes interesados en saber si estaban habilitados a comprar dólares. El jefe de Gabinete dijo que, cuando el sistema llegue a pleno, podrían pactarse entre 2 y 3 millones de transacciones por 1.500 millones mensuales.

Pero el nuevo régimen, aunque más liberal que el que regía hasta la fecha, tiene sus limitaciones. Como mínimo hay que tener ingresos en blanco por 7.200 pesos. Podrán aplicar hasta 20 por ciento del mismo a la compra de divisas, en función de cada modalidad, con un tope mensual de compra de 2.000 dólares. A la cotización de ayer, más el anticipo de Ganancias, se estima que el umbral más bajo de los habilitados compraría unos 150 dólares. En Rosario, compra un poco menos. Para llegar al máximo hay que ganar 100 mil pesos u 80 mil pesos si la deja depositada un año.

En todos los casos, hay que sumar a la cotización el pago del 20 por ciento de anticipo del impuesto a las ganancias. Quienes dejen depositados los dólares en una cuenta bancaria por un año, no pagarán ese recargo. Para adquirir los billetes es necesario tener una cuenta bancaria, en la que se le depositarán los fondos. Las normativas que regulan el nuevo régimen de acceso a divisas para ahorro son la resolución 3583 de la Afip y la comunicación A 5526 del Banco Central.

De acuerdo a este marco legal, quienes tengan relación de dependencia se le permitirá utilizar el 20 por ciento de la remuneración neta mensual promedio de los últimos 12 meses para comprar dólares; a los autónomos, el mismo porcentaje de los ingresos netos promedio declarados en la última presentación, mientras que los monotributistas podrán referirlo al monto máximo de facturación para cada categoría, mensualizado.

Con estos límites, las personas tendrán que acceder a la página web de la Afip y desde allí solicitar autorización del monto en pesos a aplicar a la adquisición de divisas. Si le da OK, tendrá una autorización con fecha de caducidad (72 horas) que deberá ser presentada ante la entidad financiera que venderá la moneda extranjera. Allí le preguntarán al comprador si quiere retirar las divisas o depositarlas en la entidad. Si se las lleva, automáticamente el precio de venta se incrementará en 20 por ciento. Si no, el precio quedará firme.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS