Edición Impresa

El gobernador Bonfatti recorrió obras de desagües pluviales en Empalme Graneros

Los trabajos, de millonaria inversión, forman parte de un conjunto de obras de protección urbana contra inundaciones que el gobierno provincial lleva adelante en la ciudad.

Sábado 16 de Noviembre de 2013

El gobernador Antonio Bonfatti recorrió, en el barrio Empalme Graneros, las obras de desagües pluviales en el canal secundario La República. En la oportunidad, consideró que se trata de “una importante realización, con una inversión millonaria de la provincia (de 19 millones de pesos), que para abril próximo estará terminada”.

En la recorrida, el gobernador estuvo acompañado por la intendenta Mónica Fein, el ministro de Aguas, Servicios Públicos y Medio Ambiente, Antonio Ciancio, y el secretario de Gobierno de Rosario, Fernando Asegurado. Los trabajos forman parte de un conjunto de obras de protección urbana contra inundaciones que el gobierno provincial lleva adelante en la ciudad.

“Estamos contentos y satisfechos de poder brindar a los vecinos las mejores condiciones para el desarrollo urbano de toda la ciudad”, expresó Bonfatti.

Asimismo, indicó: “Se trata de una obra que nos comprometimos a realizar ante los vecinos de Empalme Graneros, en cuya vecinal firmamos el contrato de esta obra. La acción articulada entre el equipo técnico de la Secretaría de Aguas provincial y el municipio permite avanzar con éste y otros proyectos que forman parte del plan integral de desagües de la ciudad, que se lleva adelante desde el año 1961”.
Por su parte, Ciancio detalló: “Esto va a permitir ir conectando los distintos sistemas locales a una red que termina en el emisario 10 y luego, por supuesto, en el río. En la ciudad hay tres o cuatro puntos que hemos encarado; este es uno de ellos y, en la zona sur, el canal secundario Arijón”.

“La obra más importante que estamos haciendo —continuó Ciancio—, que es el aliviador 3, ya tiene dos frentes importantes de trabajo que se suman a los que vinimos haciendo en el arroyo Ludueña, con el drenaje del último tramo del río y el mejoramiento de las conducciones a los aliviadores, y la canalización del Ludueña y el Ibarlucea en el canal Salvat”, explicó el ministro durante la visita.

Por su parte, Fein expresó que “es una obra fundamental. Son inmensos caños que luego se tapan y quedan bajo tierra, pero que determinan la seguridad de estos barrios. Junto con el emisario 3, que se está realizando, son obras de una gran inversión que el gobierno provincial está llevando adelante en esta ciudad”.

Los desagües en Empalme, que darán continuidad al plan de saneamiento pluvial de la cuenca del emisario 10 sanearán unas 52 hectáreas de la ciudad, en el sector comprendido por las calles Juan B. Justo y Génova al norte, Cabal al este, Juan José Paso al sur y avenida Circunvalación al oeste.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS