Edición Impresa

El FMI y el Banco Mundial advierten que se frena la economía global

El Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial (BM) celebrarán a partir de hoy su encuentro anual en Tokio, con las miradas focalizadas en la crisis de deuda de la eurozona y la ralentización del crecimiento económico mundial.

Martes 09 de Octubre de 2012

El Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial (BM) celebrarán a partir de hoy su encuentro anual en Tokio, con las miradas focalizadas en la crisis de deuda de la eurozona y la ralentización del crecimiento económico mundial.

Precisamente, el Banco Mundial difundió ayer su pronóstico sobre la salud de la economía china, la segunda del planeta y el principal tractor de la demanda desde que estalló la crisis en 2007. Dijo que crecerá este año 7,7 por ciento frente al 9,3 por ciento de 2011, como parte de un aterrizaje suave en el nivel de actividad. La difusión del informe tuvo un impacto negativo en los mercados internacionales.

También la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (Ocde), organización que nuclea a los países desarrollados, vaticinó que la mayoría de las principales economías del mundo seguirán debilitándose en los próximos trimestres.

La directora gerente del FMI, Christine Lagarde, advirtió de que la incertidumbre política está arrastrando a la baja el crecimiento económico, pese a las últimas iniciativas llevada a cabo por los bancos centrales, incluyendo el programa de compra de deuda del Banco Central Europeo (BCE) o el programa de expansión de compra de activos del Banco de Japón.

Lagarde señaló que los principales retos incluyen la crisis de deuda de la eurozona, las preocupaciones sobre la deuda estadounidense y la ralentización económica de las economías emergentes.

"Europa sigue siendo obviamente el epicentro de la crisis y donde se necesita actuar con mayor urgencia", dijo en declaraciones conocidas antes del encuentro que se realizará en Tokio.

Lagarde urgió a los líderes europeos que cumplan sus compromisos, como la creación de mecanismo unitario de supervisión bancaria, la recapitalización directa de los bancos y la implementación del Mecanismo Europeo de Estabilidad (Mede). Este último fondo comenzó a funcionar ayer.

Además apuntó hacia Estados Unidos como otro de los posibles escenarios de riesgo para la economía mundial, ya que ese país tendría que ajustar su déficit al 4 por ciento, como manda la ley actual, en el caso de "un fracaso en alcanzar un acuerdo para elevar el techo de deuda".

Lagarde exigió a Washington que actúe para evitar el "abismo fiscal" y pidió un plan para "reducir gradualmente la deuda a mediano plazo".

Asimismo, advirtió que las economías emergentes como China están desacelerando y les pidió que enfrenten las debilidad internas y externas.

Cumbre. En la capital japonesa se espera la asistencia de casi 20.000 representantes de los 188 Estados miembros.

Los encuentos arrancan hoy y se prolongarán durante toda la semana, con decenas de reuniones en torno a temas que van desde el riesgo soberano y la gestión de los recursos naturales hasta el apoyo a los países en desarrollo.

El evento se produce además con el telón de fondo de la disputa entre las dos mayores economías de Asia, China y Japón, por un grupo de islas en el Mar de la China Oriental.

Argentina

El secretario de Finanzas, Adrián Cosentino, encabeza la delegación argentina que partió hacia Japón para asistir a la asamblea anual conjunta del Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial (BM). El ministro de Economía, Hernán Lorenzino, finalmente, se quedará en el país, informaron fuentes del Palacio de Hacienda.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario