Edición Impresa

El Concejo cerró la ronda de consultas por la noche rosarina

Empresarios, vecinos y funcionarios opinaron sobre la norma. Desde la semana próxima los ediles analizarán cambios a la regulación.

Jueves 31 de Julio de 2014

El Concejo cerró la ronda de consultas para reformar la ordenanza que regula la noche rosarina. Empresarios gastronómicos, bolicheros, funcionarios del Ejecutivo municipal, jóvenes y vecinos opinaron sobre la norma vigente y los cambios a introducir. Ahora los ediles que integran la comisión de Gobierno presentarán sus propuestas para cambiar el texto legal vigente desde el año 2001. "Vamos a darle todo el impulso para que salga la reforma antes de que termine el año", prometió el presidente de la comisión, el radical Jorge Boasso.

Ayer estuvieron en el anexo del Palacio Vasallo vecinos de barrio Pichincha (ver aparte), donde se concentra gran parte de la movida nocturna de la ciudad. Fueron los últimos agendados para exponer ante los ediles sobre las falencias de la normativa vigente y los cambios que se deben incorporar.

"El Concejo sigue con las puertas abiertas para recibir a cualquier particular o institución que quiera opinar sobre el tema. Pero en la agenda no tenemos más convocados, con lo cual la semana próxima ya cerraríamos el listado", precisó Boasso.

El edil radical anticipó a LaCapital que "a más tardar en dos semanas vamos a solicitarle a los diferentes bloques que empiecen a elaborar y acercar borradores de proyectos para modificar la ordenanza de espectáculos públicos".

Boasso pronosticó que la reforma saldrá este año. "Desde la presidencia de la comisión vamos a darle todo el impulso al asunto para que en lo que resta de 2014 salga la ordenanza. Tenemos varios meses por delante y podríamos hasta crear una minicomisión para darle celeridad", indicó.

En los pasillos del Concejo, la mayoría de las bancadas coincide sobre la necesidad de avanzar este año con la reforma de la regulación de la noche rosarina. El año próximo habrá elecciones que incluirán la renovación del cuerpo y de la Intendencia, escenario que dificulta arribar a consensos sobre temas que atraviesan intereses.

Boasso instó al Ejecutivo a que también envíe al cuerpo "un mensaje con su propuesta de reforma en base a lo que expusieron los secretarios de Gobierno y de Control y varios directores de dependencias clave".

Puntos en debate. Entre los temas a tratar en la discusión que se viene figuran: la promoción de zonas para radicación de boliches, posibles cambios en los horarios de funcionamiento y modificaciones en las categorías a habilitar con una fuerte simplificación de rubros.

En ese sentido, varios bloques e incluso el municipio se manifestaron a favor de establecer dos grande rubros para la habilitación de espacios comerciales vinculados a la noche: con o sin actividad bailable, para facilitar los controles de los inspectores y evitar tergiversación de categorías.

También se analizarán las sanciones para aquellos locales que incumplan las futuras exigencias. Al respecto, el arco opositor se manifestó a favor de endurecer las penalidades a quienes reincidan en las faltas.

Otro aspecto relevante a debatir será el poder que tendrán los vecinos ante cada solicitud de habilitación de nuevos emprendimientos. Varios ediles han propuesto cambiar la lógica del registro de oposición, para hacer más sencilla la participación y potenciar la voz de los frentistas.

Respecto a la promoción de nuevas zonas, opción que la Intendencia no ha respaldado, se mencionaron varias posibles nuevas localizaciones: desde la cabecera del puente a Victoria, pasando por un sector del parque Scalabrini Ortiz, hasta los galpones del Monumento a la Bandera.

Mientras, los empresarios han reclamado que se aumente el factor ocupacional para que ingresen más personas a los boliches.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS