Edición Impresa

"El Colegio de Abogados sin dudas se abrió a la gente"

Lo remarcó el titular de la entidad, Ignacio Del Vecchio, quien trazó un balance de su gestión a pocos días de entregar la presidencia.

Domingo 15 de Diciembre de 2013

A pocos días de completar su mandato, el presidente del Colegio de Abogados de Rosario, Ignacio Del Vecchio, trazó un balance de la gestión, aseguró que “cambió la institución” y destacó que en la actualidad existe “un Colegio que defiende a los suyos, pero también a los ciudadanos, y no hay ningún tema importante que no pase por él, a tal punto que se ha convertido en un verdadero órgano de consulta”.

   El letrado explicó que, en paralelo con sus funciones clásicas en defensa de la profesión de abogado y de la Justicia, fue incorporando el nuevo rol al afianzarse durante los cuatro años en que condujo a la institución la línea de apertura hacia la comunidad esbozada en la etapa precedente.

   El dirigente destacó que en ese período, además de atender una amplia gama de asuntos gremiales, con logros positivos, y extender la prestación directa de servicios al abogado para facilitarle el ejercicio profesional, el Colegio “fue llamado a colaborar por entidades intermedias y los propios poderes del Estado”.

   Así, remarcó que la entidad intervino en casos de resonancia pública y hasta llegó a mediar en situaciones sociales difíciles, “convirtiéndose paulatinamente en un referente político de la comunidad, en un sentido amplio y no partidista, ya que la actividad partidaria es ajena a su esencia y le está vedada por sus estatutos”.

   Estas líneas de trabajo, sostuvo, tanto en lo gremial como en servicios y en la extensión a la comunidad, fueron “permanentes” y podrían definirse como “verdaderas políticas de Estado, es decir institucionales, cuya continuidad sería deseable más allá de circunstanciales cambios de conducción y sin perjuicio de mejoras e innovaciones que siempre serán bienvenidas”.

Continuidad. Al respecto, estimó “muy importante” continuar impulsando determinados proyectos de ley, como fueron en su momento el de creación de la Comisión Bicameral para la investigación del narcotráfico y la declaración de emergencia de la seguridad provincial, además de iniciativas que incluyeron la presentación ante la Corte Suprema de un amicus curiae por la detracción de fondos que sufre la provincia de parte de la Nación.

   “Si perdemos esta dinámica, volvemos veinte años hacia atrás. Hoy toda la comunidad espera del Colegio y de los abogados que alcemos la bandera de la Justicia, la fomentemos y la realicemos; seguir con esta premisa es directamente estar defendiendo a nuestra profesión”, aseguró.

   Por último, dejó entrever que seguirá defendiendo como hasta ahora y como abogado los intereses de sus clientes, pero también reconoció que su actividad como dirigente del gremio de los abogados ha despertado en él una vocación y compromiso con la política, entendida ella como vocación de servicio hacia la comunidad.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS