Edición Impresa

El caso de los sobresueldos alcanza por primera vez a Mariano Rajoy

La número dos del Ejecutivo del PP, María Dolores de Cospedal, también aparece en la lista de beneficiarios. El diario El País publicó facsímiles de presuntas cuentas secretas de 1990 a 2009, en las que el hoy gobernante recibía 25.200 euros anuales.  

Viernes 01 de Febrero de 2013

El escándalo al pago de sobresueldos en el Partido Popular (PP) entró en una nueva dimensión ayer, después de que el diario El País incluyera en la lista de beneficiarios a Mariano Rajoy y su "número dos", María Dolores de Cospedal. El PP reaccionó llamando "mentiras" las informaciones del diario de centroizquierda.

El rotativo de Madrid, el de mayor tirada de España, publicó en portada documentos que corresponderían a la supuesta contabilidad oculta llevada a cabo de 1990 a 2009 por los entonces tesoreros del PP, Alvaro Lapuerta y Luis Bárcenas, y en los que se citan tanto donaciones de empresas como pagos a dirigentes del partido, entre ellos varios ministros del gobierno de José María Aznar (1996/2004).

En los cuadernos manuscritos se asegura que Rajoy, hoy presidente del gobierno y del PP, habría recibido pagos no declarados durante 11 años a razón de 25.200 euros (unos 34.000 dólares) anuales. También Cospedal se habría embolsado dos pagos de 7.500 euros cada uno en 2008, año en el que fue nombrada secretaria general de la organización.

Ante la prensa.En comparecencia ante la prensa en Madrid, Cospedal garantizó que su partido siempre ha cumplido con la legalidad y anunció medidas legales contra el El País, una publicación de línea editorial claramente contraria al gobierno conservador del PP. La secretaria general del partido de gobierno calificó de "única, clara, transparente y limpia" la contabilidad del PP y negó "tajantemente" que los documentos de El País se correspondan con las cuentas del partido.

"Los primeros indignados somos los dirigentes del PP. Me parece una frivolidad lo que se está haciendo, sin ningún tipo de prueba con tal de crear alarma social o daño a un partido político", afirmó la número dos del Partido Popular.

Pero la explicación no convenció a la oposición, que exigió una comparecencia pública de Rajoy para responder si recibió o no pagos no declarados. "Tiene que ser el presidente del gobierno el que dé explicaciones", exigió el secretario general del Partido Socialista (PSOE), Alfredo Pérez Rubalcaba. "Lo que hoy está en tela de juicio no es sólo el nombre del PP o del presidente del PP, es el nombre del presidente del gobierno de España", añadió.

Ya a primera hora de la mañana, el PP había salido al paso de las informaciones de El País en un comunicado en el que negó que exista una "contabilidad oculta" y reiteró que "las retribuciones a los cargos y personal del partido se han realizado siempre conforme a la legalidad y cumpliendo las obligaciones tributarias". El texto desmiente "el pago sistemático a personas concretas de retribuciones distintas de las incluidas en las nóminas mensuales", y señala que éstas contaron siempre "con sus correspondientes retenciones fiscales y a la Seguridad Social".

Hace unos días, Rajoy había anunciado que sometería la contabilidad del PP a una auditoría externa, en medio del escándalo en torno al ex tesorero Luis Bárcenas, quien destapó el caso de los sobresueldos dentro del partido. Bárcenas llegó a acumular 22 millones de euros en cuentas en Suiza. Ahora, según trascendió ante el recrudecimiento del escándalo, Rajoy convocó para mañana una reunión extraordinaria del comité ejecutivo nacional de la agrupación.

Bárcenas abandonó su puesto en el PP tras ser imputado en 2009 en el "caso Gürtel", una de las mayores tramas de corrupción en la historia de España, en la que una red en torno al empresario Francisco Correa se enriqueció gracias a contratos amañados que adjudicaban gobiernos regionales y municipales del PP.

El pasado 18 de enero, el diario El Mundo había informado ya del pago de sobresueldos por parte de Bárcenas a altos dirigentes del partido, pero no citó ningún nombre. Según el diario, las cantidades habrían ascencido a entre 5.000 y 15.000 euros mensuales y procederían de "comisiones" cobradas a constructoras y empresas de seguridad, así como de donaciones anónimas.

En la lista de beneficiacios de los pagos publicada por El País aparecen ex ministros de Aznar, como Javier Arenas, Angel Acebes, Jaime Mayor Oreja, Francisco Alvarez Cascos o Rodrigo Rato, más tarde titular del Fondo Monetario Internacional (FMI) y de la entidad financiera Bankia.

Del lado de los ingresos se leen los nombres de directivos de grandes empresas, sobre todo del sector de la construcción, como Sacyr Vallehermoso, OHL o FCC Construcción, así como de la cadena de supermercados Mercadona. Según El País, portavoces de dichas empresas negaron haber realizado donaciones al PP.

Los ex tesoreros.En comunicados emitidos por separado, también los ex tesoreros Lapuerta y Bárcenas negaron haber realizado pagos a dirigentes que no estuvieran recogidos en la contabilidad declarada oficialmente. "En los años en que fui gerente y posteriormente tesorero del PP, nunca se llevó ni por mí ni por ninguna otra persona registro alguno de entradas o salidas de fondos distintos a los declarados oficialmente por el partido", afirmó Bárcenas, en tanto que Lapuerta aseguró que lo publicado carece "de la más mínima veracidad" y no tiene otro objetivo que "dañar al PP y a sus dirigentes".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS