Edición Impresa

El agresor de Los Angeles pensaba suicidarse

El joven responsable del tiroteo en el aeropuerto, que causó un muerto, envió un mensaje a su hermano explicando sus intencione.

Domingo 03 de Noviembre de 2013

El padre del joven responsable de un letal tiroteo en el aeropuerto internacional de Los Angeles llamó a la policía local aproximadamente al mismo tiempo del incidente para reportar que su hijo había enviado un mensaje de texto suicida a un hermano y que él necesitaba encontrarlo, dijo un jefe policial en Nueva Jersey. Paul Ciancia, dueño de un taller de reparaciones de automóviles en el sur de Nueva Jersey y padre del acusado de 23 años del mismo nombre, llamó al jefe de la policía de Pennsville, Allen Cummings, poco después del mediodía para decirle que uno de sus hijos había recibido un mensaje de texto del joven Ciancia “en referencia a que él se quitaría su propia vida”, dijo Cummings.

   Al otro lado del país y más o menos al mismo tiempo, según las autoridades, su hijo estaba disparando junto a la puerta de seguridad en el aeropuerto con un fusil semiautomático, con el que mató a un trabajador de seguridad e hirió otras seis personas. Ciancia fue herido en el tiroteo y luego arrestado, indicó la policía. Presos del pánico, los pasajeros se precipitaron fuera del aeropuerto luego de que Ciancia abriera fuego en la terminal 3 del aeropuerto con un fusil de asalto. Con calma, continuó caminando por la terminal en búsqueda de nuevos blancos, hasta que la policía le disparó y arrestó.

   Siete personas resultaron heridas, de las cuales seis fueron hospitalizadas.

   Ayer, debido a que los investigadores estudiaban el lugar del crimen, la reapertura de la terminal aérea se demoró algunas horas. El viernes, el trágico incidente afectó unos 1.550 vuelos y a alrededor de 167.000 pasajeros.

Motivaciones. El motivo del ataque no está claro, pero el agresor vestía ropa militar y llevaba una bolsa en la que había una nota manuscrita que decía que “quería matar a agentes de la Administración de Seguridad en el Transporte y a cerdos”, de acuerdo con un funcionario policial que habló a condición de guardar el anonimato porque no está autorizado a declarar sobre la investigación.

   Cummings dijo que su departamento de policía en Pennsville nunca había tenido problemas con el joven Ciancia, y vecinos en ese pueblo de clase trabajadora de 14.000 habitantes junto al río Delaware frente a Wilmington, Estado de Delaware, dijeron no tener indicio alguno de que algo andaba mal. “El nunca se comportó en forma extraña hacia mí; nunca me dio una impresión rara”, dijo el vecino Josh Pagan, de 17 años, quien añadió que en los 10 años que él ha vivido frente a la familia Ciancia “ellos siempre han sido muy amables con nosotros”.

   Como no podía ser de otra manera en Los Angeles, varias estrellas del cine y de la televisión se vieron atrapados por el trágico incidente. Entre ellos el actor James Franco, quien se hizo una foto a sí mismo dentro de un avión detenido en la pista, y publicó en su cuenta de Twitter: “Algún imbécil disparó en el lugar”.

   Según la revista Variety, un episodio de la exitosa serie de televisión Mad Men se estaba rodando cerca de la terminal 4.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS