Edición Impresa

Domínguez destacó los tres principales ejes de los diez años del kirchnerismo

El presidente de la Cámara de Diputados valoró "la reafirmación de la soberanía, el crecimiento económico y las políticas sociales".

Lunes 27 de Mayo de 2013

El presidente de la Cámara de Diputados, Julián Domínguez, aseguró que desde la asunción de Néstor Kirchner se aplicó un plan de gobierno que estuvo basado en "la reafirmación de la soberanía, el crecimiento económico y las políticas sociales" y aseveró que "bajo estos preceptos se han sancionado una infinidad de leyes que fueron consolidando estas políticas".

Domínguez dijo que a diferencia de lo que sucedió en el gobierno de Carlos Menem cuando "la política se subordinó a la economía y el Estado cumplió un rol secundario", desde que asumió Kirchner en mayo del 2003, se comenzó un plan de gobierno que tuvo como característica la sanción de leyes que apuntaron a revalorizar el Estado y lograr el crecimiento económico con inclusión social.

Domínguez expresó su convencimiento de que Argentina "tiene que dar un salto cualitativo" para avanzar en mejores niveles de producción en áreas claves, por lo que destacó la necesidad de "diseñar los proyectos que apunten a ese objetivo".

"Tenemos que construir una agenda para pensar la Argentina de los próximos diez años, con un desarrollo económico territorial e institucional que refleje el nuevo paradigma del país, vinculado al Mercosur y al Pacífico. Desde esa agenda debemos generar los instrumentos que garanticen su cumplimiento, y aquí el Congreso juega un rol fundamental por su sentido federal y representativo", apuntó.

En esa línea, subrayó que "tenemos que tener una visión estratégica en el diseño de las leyes", ya que en el futuro cercano "las disputas en el mundo van a ser por tres recursos que nosotros tenemos: el petróleo, los alimentos y el agua".

Agregó que "así como con la recuperación de YPF" se dio un paso "fundamental hacia la recuperación de nuestros recursos energéticos, también debemos apuntalar la capacidad productiva de la Argentina para la próxima década, en la cual proyectamos cosechar 160 millones de toneladas anuales de cereales y oleaginosas, y potenciar la industrialización de la ruralidad agregando valor en origen".

En ese sentido, Domínguez señaló que se debería "debatir una nueva ley de arrendamiento, y la posibilidad de constituir un mecanismo similar a la que alguna vez fue la Junta Nacional de Granos, para que el beneficiario de la renta sea el Estado y a través de él se generen las condiciones para comerciar con el resto de los países del mundo".

Domínguez recordó que, a diferencia de la política liberal de la década del 90, desde que asumió Kirchner "se impulsó una gestión con un proyecto económico productivo con protección de la industria nacional, políticas de inclusión social y defensa de los derechos humanos; y una ampliación de derechos de cara al futuro, donde los jóvenes lograron una mayor participación en la vida política y democrática dentro de una Argentina que al cancelar sus compromisos internacionales, es artífice de su propio destino".

La política "estuvo signada por tres ejes fundamentales: la reafirmación de la soberanía, el crecimiento económico y las políticas sociales, y bajo estos preceptos se han sancionado una infinidad de leyes que fueron consolidando estas políticas", apuntó el presidente de la Cámara de Diputados.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS