Edición Impresa

Diputados se aprestaba a votar la ley de blanqueo

La Cámara de Diputados se encaminaba anoche a convertir en ley el proyecto que prevé la exteriorización de capitales no declarados a través de determinadas herramientas financieras, en una...

Jueves 30 de Mayo de 2013

La Cámara de Diputados se encaminaba anoche a convertir en ley el proyecto que prevé la exteriorización de capitales no declarados a través de determinadas herramientas financieras, en una sesión especial marcada por las posturas antagónicas del oficialismo, a favor de la iniciativa, y de la oposición, de rechazo al texto.

El Frente para la Victoria (FpV) —con el apoyo de bloques aliados— busca sancionar la iniciativa en el transcurso de las próximas horas, y cumplir así con el objetivo de que la norma entre en vigencia el 1º de junio.

El blanqueo de dólares se podrá concretar, según la norma, a través de determinados instrumentos financieros como el Certificado de Depósito para Inversión (Cedin) para la compra de inmuebles o el financiamiento de la construcción, y el Bono Argentino de Ahorro para el Desarrollo Económico (Baade) —también en formato de pagaré— para financiar proyectos energéticos.

En el texto de la iniciativa se establece que esos documentos podrán adquirirse sólo con dólares y que no será requerida justificación alguna sobre el origen de los fondos, ni tributaran impuestos por su declaración.

La sesión especial se inició poco después del mediodía con 131 diputados presentes en el recinto y sin los representantes de la oposición, quienes se sumaron una vez que arrancó el debate.

El diputado Roberto Feletti, en carácter de miembro informante del oficialismo, destacó que la iniciativa apunta a "movilizar ahorros que salieron del circuito económico formal de Argentina y lograr que reingresen, se pongan en valor y movilicen activos".

En su discurso, Feletti aclaró que "el único beneficio" que se otorga con el proyecto "es el de exención impositiva".

"Cuando el dinero ingresa en el circuito bancario formal las instituciones financieras de Argentina deben aplicar la normativa de lavado de dinero y registrar quién es el depositante", dijo Feletti.

Aliado del Frente para la Victoria, el diputado de Nuevo Encuentro Carlos Heller se quejó de quienes sólo hablan de "blanqueo" y advirtió que el proyecto trata, en cambio, de "exteriorización de activos y amnistía o perdón fiscal".

Subrayó que "mantienen su vigencia todas las obligaciones del sistema financiero a cualquier tipo de ilícito, a excepción de la cuestión fiscal".

Desde la vereda opuesta, el vicepresidente de la comisión de Presupuesto, el radical Miguel Giubergia, apuntó que la norma "penaliza al que paga regularmente sus impuestos, ya que se eliminan los regímenes de facilidades de pago, con el único objeto de maximizar la recaudación mensual".

En tanto, el diputado del PRO, Federico Pinedo, entendió que, con la iniciativa, "el gobierno reconoce que está teniendo problemas, como por ejemplo la caída de reservas del Banco Central, y, en vez de recorrer las causas, toma esta medida de endeudarse con delincuentes y evasores".

Las críticas opositoras advierten la posibilidad de que fondos obtenidos de manera ilícita sean incorporados al circuito económico formal a través de este mecanismo.

Una vez que se vote la norma que habilita la exteriorización de capitales, la Cámara abrirá el debate de la iniciativa que establece el acceso por concurso a la carrera judicial, la última del paquete de seis leyes enviadas por el Ejecutivo al Congreso para una reforma judicial que democratice ese cuerpo.

Reconstrucción

8 mil millones de dólares es el monto que el gobierno aspira que se sume al blanqueo de capitales.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS