Edición Impresa

Di María se lesionó el muslo derecho y está casi afuera de la Copa del Mundo

La jugada ocurrió a los 27 minutos, cuando recibió un pase fantástico de Lionel Messi desde campo argentino, Di María capturó la pelota y le pegó rápido al arco.

Domingo 06 de Julio de 2014

Sin que haya una confirmación, los principales medios argentinos informaron en sus páginas web, poco después de finalizado el partido en esta capital brasileña, que el rosarino Angel Di María había sufrido un desgarro y se perdería los dos partidos que faltan del Mundial. Un rato después, la Asociación del Fútbol Argentino expresó que la lesión del mejor jugador de octavos de final es por ahora una molestia muscular y que recién hoy se determinará la gravedad en un estudio.

Si hubo ruptura de fibras, ya está afuera. Pero hay una pequeña luz de esperanza para tenerlo al menos para el último encuentro, ya sea la final o el tercer y cuarto puesto. La jugada ocurrió a los 27 minutos, cuando recibió un pase fantástico de Lionel Messi desde campo argentino, Di María capturó la pelota y le pegó rápido con la marca de Vincent Kompany encima. Dio en el belga y el futbolista de Real Madrid inmediatamente se tiró al piso, tocándose la parte superior del muslo derecho. Salió del campo, reingresó a los 30' pero enseguida quedó out definitivamente del match ¿y del Mundial?

Un medio internacional pudo observar que, al subirse al micro cuando el plantel abandonó el estadio Garrincha, Di María (que no hizo declaraciones) se retiró con ojos llorosos. A partir de esa versión, rápidamente se difundió la versión no confirmada por nadie de que se había desgarrado. El único de la delegación que habló al respecto fue el técnico Alejandro Sabella, quien refirió que sintió una molestia. Precisamente, ya al caer la tarde la AFA sí dio el parte oficial: "El mediocampista argentino sufrió una molestia muscular en el recto anterior de su pierna derecha. Mañana (por hoy) se le realizarán estudios para evaluar el grado de la lesión".

Es prácticamente un hecho de que no jugará el miércoles ante Holanda en San Pablo, pero tal vez cuente con alguna chance de estar el sábado en Brasilia o, como todo Argentina quiere, el domingo en el Maracaná.

De todas maneras, el pronóstico no sugiere buenas expectativas. Una lesión muscular nunca se recupera bien en 7 u 8 días, como le está pasando a Sergio Agüero. El Kun sufrió algo similar ante Nigeria y, si bien ayer fue al banco, Sabella no lo consideró para entrar. Ya hace 10 días y todavía no está en condiciones de volver a pleno.

Todo parece indicar que falta una formalidad para saber que Argentina se quedará sin su Angel. Sería una baja terrible. Por ahora, prenden velas.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS