Edición Impresa

Desvalijaron a 15 estudiantes que esperaban el colectivo en La Siberia

Fueron asaltados el jueves, después de las 22, por cinco jóvenes armados. Por el hecho, el rector de la UNR le pidió una audiencia urgente al gobernador.

Sábado 01 de Septiembre de 2012

Un grupo de 15 estudiantes que el jueves por la noche esperaba el colectivo en el refugio del Centro Universitario Rosario (CUR), más conocido como La Siberia, en Riobamba y Beruti, fue sorprendido por cinco personas que, a punta de pistola, les exigieron mochilas, billeteras y celulares. Por el hecho, el rector de la Universidad Nacional de Rosario (UNR), Darío Maiorana, pidió una reunión urgente con el gobernador Antonio Bonfatti. La situación no es aislada, sino todo lo contrario. La noche anterior otro hombre armado había intentado asaltar a quienes esperaban el ómnibus en el mismo lugar.

La reacción no se hizo esperar. Al pedido de audiencia con el gobernador que solicitó el rector se sumaron las críticas que partieron desde el Centro de Estudiantes de Ciencia Política, donde los alumnos reclamaron que los colectivos vuelvan a entrar al centro universitario y se coloque mayor iluminación en todo el predio. El ministro de Seguridad de Santa Fe, Raúl Lamberto, sostuvo que "el tema es preocupante". Además, el funcionario indicó que se abrió "un canal de diálogo con las autoridades universitarias para hacer un abordaje integral y adoptar las medidas que correspondan".

Cerca de las 22.30 del jueves, los estudiantes esperaban en grupo el colectivo después de haber asistido a clases. Hasta ese momento la noche transcurría con normalidad, aunque sí, con las prevenciones necesarias por la cantidad de robos que se registran en esa zona. Pero las charlas y la calma se vieron interrumpidas con la llegada de cinco delincuentes que, pistola en mano, lograron inmovilizarlos y alzarse con todos sus efectos personales para dejar el lugar a las corridas.

"Mientras uno nos apuntaba los otros se iban llevando carteras, celulares y todo lo que teníamos encima", narró una de las víctimas al tiempo que recordó que, más tarde, cuando fue a radicar la denuncia en la comisaría con jurisdicción en la zona (cuarta), los policías se excusaron de concurrir al lugar porque el móvil de la seccional no estaba en condiciones.

El rector, en tanto, insitió con la colocación de cámaras de seguridad en el predio como un modo de mitigar los crecientes hechos de inseguridad y remarcó que el problema "debe abordarlo integralmente la provincia. Mientras no se tomen medidas que tiendan a disuadir estas prácticas, los hechos se van a seguir repitiendo", apuntó Maiorana. "Es un problema integral, de la Universidad y también del barrio, y la provincia tiene que solucionarlo", indicó.

Lo concreto es que la escena del jueves fue breve y sumó un nuevo hecho de robo a los que se vienen denunciando en el lugar, como el ocurrido en la noche del miércoles, cuando una persona armada apuntó a quienes abordaban un colectivo pero terminó desistiendo frente a un grupo numeroso que alcanzó a subir al ómnibus.

Es más, ese hecho formó parte de la agenda de la asamblea que el centro de estudiantes de Ciencias Políticas había realizado el jueves, horas antes del atraco a los 15 jóvenes.

"En esa reunión se tocaron varios temas y uno fue el de la inseguridad, porque los casos se reiteran, no sólo acá sino también en las barriadas", dijo el presidente del Centro, Nicolás Fernández. Y advirtió que las políticas que se prevén sobre la cuestión "son más una forma de reacción que no garantiza la solución del problema, más complejo y abarcativo que reforzar medidas policiales. Hay que ver el trasfondo de esta cuestión social", aseguró y contó que los estudiantes coincidieron en pedir que los colectivos vuelvan a entrar al centro universitario así como mayor iluminación en áreas como la de Psicología.

Maiorana, en tanto, espera poder trasladarle en persona todos estos planteos al gobernador. "En el lugar sigue habiendo serios problemas", aseguraron y anticiparon que pedirán medidas concretas para buscar una solución al problema. Días atrás, la UNR rechazó la presencia de la gendarmería como efecto disuasorio.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario