Edición Impresa

Descartan al sobrepeso como causa del accidente en el International Park

Así lo revela la pericia realizada al juego de donde se desprendió una góndola y causó la muerte de dos hermanas. Duras críticas al mantenimiento.

Sábado 17 de Agosto de 2013

“Las fallas en la rueda gigante en principio no fueron ni por sobrepeso, ni por exceso de velocidad. En los papeles del fabricante de la estructura, la góndola habilita el ingreso de 6 personas. Pero los cinturones de seguridad eran un desastre, cintitas de mochilas escolares. Y en caso de la velocidad de giro, era lento, incluso el accidente no se produjo ni al arrancar ni en la parada. ¿El mantenimiento? Es lo que menos gustó”. Categórico, un ingeniero experto en pericias adelantó algunos detalles a La Capital en el marco de un informe ampliatorio que el martes será remitido a la Justicia.

   El profesional integra el equipo de la Facultad de Ingeniería de la UNR que el juez Juan Carlos Curto (investiga el accidente producido el sábado pasado en la rueda gigante del International Park) contactó para una serie de pericias técnicas sobre la estructura giratoria.

   Desde entonces, la mirada está puesta en las fallas que provocaron la tragedia en el predio de 27 de Febrero y Moreno. Una góndola de la rueda gigante se desplomó al vacío desde unos 30 metros causándole la muerte a dos hermanas de 12 y 14 años, oriundas de Rafaela.

   “Hasta ahora tenemos el dato de que se desprendió en dos etapas con espacios de unos segundos entre sí, primero de un lado y luego del otro”, agregó el experto, director del posgrado de ingeniería mecánica forense.

   El juzgado Correccional Nº7 tomó el expediente y ordenó la detención del apoderado de International Park y del encargado de accionar el mecanismo. El joven de 19 años y el hombre de 50 años recuperaron su libertad. Ambos están imputados de lesiones y homicidio culposo.

   Entre las medidas de aseguramiento de prueba que ordenó el magistrado se aguarda con expectativa un informe ampliatorio de la Facultad de Ingeniería, que Curto ordenó relevar para establecer detalles técnicos del funcionamiento de la estructura siniestrada.

   El martes próximo, un segundo informe estará en el despacho del magistrado con los resultados del trabajo que están haciendo profesionales con el visto bueno de la Facultad de Ingeniería.

   “Vamos a hacer una serie de medidas sobre la rueda que requerirán el armado de una infraestructura, la consulta a otros profesionales de la ingeniería y la construcción de un dispositivo. Esto implica hacer experiencias de laboratorio y ensayos con equipamiento especial”, indicó el perito.

   Una de las pruebas es “dinámica” y consiste en cargar la rueda con los pesos previstos por el fabricante para probar su estabilidad. Para ello, los ingenieros necesitarán el visto bueno del juez para poner en marcha la fabricación del dispositivo.

   “Te puedo adelantar que en principio no es un tema de sobrepeso, ni de velocidad”, insistió la fuente de la UNR vinculada a la pericia técnica para agregar: “En principio, las fallas no fueron por velocidad ni por sobrepeso. Lo que hemos visto tanto en la estructura de rueda como en la parte mecánica es que —de haber habido sobrepeso— el mismo resultó mínimo. En los papeles del fabricante, cada góndola que se ofrece está habilitada para 6 personas”.

   Sin embargo, uno de las anomalías detectadas en las tazas fueron los cinturones de seguridad. “No cumplen su función, son inadecuados, no retienen a nadie. Son cintitas de las mochilas escolares. En conclusión: un desastre”, resaltó el ingeniero dedicado a la mecánica forense.

   De esta forma, las primeras hipótesis de trabajo que no refieren a sobrepeso ni velocidad transitan por otros caminos.

“El problema pasaría por el estado del juego. El mantenimiento, justamente no es lo que más nos gustó”, dijo uno de los dos ingenieros solicitados por la Justicia y que conforman la planta docente de Ingeniería.

   Otro de los puntos críticos pasa por la dimensión que tiene International Park. “Es como una pyme metalúrgica con maquinarias riesgosas, y para acotar dicho riesgo hay que aplicar un mantenimiento intensivo, que al parecer no se hizo o se produjo livianamente”, destacó.

Incumbencias. Los peritos identificaron cuatro incumbencias. Las estructuras metálicas requieren de un ingeniero civil, las mecánicas de un ingeniero mecánico, los sistemas eléctricos de un ingeniero electricista y un experto en higiene y seguridad.

“Nunca un profesional puede firmar las incumbencias de otros profesionales”, aseguró el perito y docente universitario.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS