Edición Impresa

Denuncian la construcción de un edificio en el centro de manzana

Lo levantan en Oroño al 700 y tiene como único ingreso un peligroso pasillo de 80 metros de largo por 1,5 metro de ancho.

Jueves 22 de Mayo de 2014

Un grupo de vecinos de Oroño al 700 solicitó ayer el tratamiento especial en la comisión de Planeamiento del Concejo de una denuncia sobre la construcción de un edificio de tres pisos que se levanta en el centro de esa manzana, y que tendría como único ingreso y egreso un pasillo de 80 metros de largo por un metro y medio de ancho. "A pesar de que el Departamento de Asuntos Jurídicos de la Municipalidad suspendió la construcción al dictaminar que el permiso era irregular, el Ejecutivo demora en revocarla definitivamente. Eso sería una trampa mortal", alertaron los denunciantes.

Acompañados por la concejala María Fernanda Gigliani (PPS), vecinos linderos a Oroño 737, donde la empresa Constructora Dahr levanta el Emprendimiento Inn (edificio de planta baja y tres pisos con 32 departamentos), expusieron ayer el peligro que puede representar para la seguridad de futuros habitantes y de los propios residentes de la zona.

Según contó Juan Bonsembiante, abogado del grupo, la situación de riesgo fue advertida a la Municipalidad en febrero de 2013, cuando iniciaron un trámite administrativo para que se revisara el permiso de edificación.

Inicialmente el edificio se iba a construir sobre un lote de 200 metros cuadrados ubicado en el centro de manzana, para lo cual los vecinos accedieron a otorgar, mediante escritura pública, lo que se denomina servidumbre predial. Es decir, un espacio (el pasillo) que funcionaría como ingreso y egreso al condominio.

Pero según denuncian, los constructores anexaron otro lote de 800 metros cuadrados, lo cual modificó sustancialmente el proyecto, y remarcaron que por su magnitud debería contar con una segunda salida hacia calle Córdoba, que no posee ni podría abrir porque ese sector está saturado.

Fuera de las normas. "Ellos (por los constructores) actuaron en violación a la normativa y al Código Civil. Queremos recalcar que esta denuncia se realiza estrictamente para alertar que es muy inseguro construir allí un edificio. Además de que se transformará en una trampa mortal, por ese pasillo no podrían ingresar ambulancias, bomberos ni rescatistas. Es una irresponsabilidad. Nosotros hablamos de esta cuestión mucho antes de agosto de 2013", dijo Bonsembiante en clara referencia a las consecuencias de la explosión del edificio de calle Salta 2141, donde murieron 22 personas.

Recordó que en mayo del año pasado el área de Asuntos Jurídicos del municipio dictaminó que el permiso de edificación era irregular y ordenó suspender las obras. "Es contradictorio. Ya pasó un año y a pesar de que el propio organismo del Estado se expidió de forma negativa, el Ejecutivo no resuelve la revocatoria definitiva del permiso. No podemos soslayar la ineptitud de la Municipalidad", fustigó el abogado.

Cabe recordar que a los pocos días de la suspensión de los trabajos, la empresa constructora presentó un amparo ante el juzgado Civil y Comercial Nº 11 de Rosario, donde si bien no hubo una resolución sobre el fondo de la controversia, logró que le otorgaran un permiso precario para seguir con la obra. El trámite fue apelado por los vecinos, que ahora esperan una decisión de sala I de la Cámara Civil.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario