Edición Impresa

Defensor de dos hombres de Los Monos desestimó las pruebas en su contra

Los abogados de Jorge Emanuel "Ema" Chamorro y Angel "Pibu" Villa desvirtuaron ayer las acusaciones que pesan sobre sus asistidos...

Jueves 06 de Febrero de 2014

Los abogados de Jorge Emanuel "Ema" Chamorro y Angel "Pibu" Villa, detenidos en el marco de la investigación que lleva adelante el juez Juan Carlos Vienna tendiente a desarticular la denominada banda de Los Monos, desvirtuaron ayer las acusaciones que pesan sobre sus asistidos porque "las acusaciones contra ellos se estructuran en informes policiales confeccionados por los mismos uniformados que hoy están siendo objetados por la Justicia penal en el marco de otras causas", según dijo Marcos Cella, quien junto a Germán Mahieu representan a los sospechosos. El letrado hizo referencia así a los pesquisas de la División Judicial, quienes llevan adelante la pesquisa en la causa de Los Monos pero están bajo la lupa por su actuación en el expediente que investiga el crimen de Luis Medina (ver arriba).

Para Cella, "en lo que respecta a Chamorro y Villa, la causa de Los Monos es muy rica en carencias y hay una orfandad probatoria absoluta".

Asimismo, el profesional remarcó que "la causa se apuntala en escuchas telefónicas que nadie de la defensa escuchó y en relación a líneas telefónicas que nadie reconoció como propias ni están a nombre de los acusados", a pesar de que gran parte del expediente se asienta en conversaciones captadas por los pesquisas, las que determinarían un cierto grado de compromiso de ambos muchachos apresados con los líderes de Los Monos. "Lo fundamental es que la policía interpretó algunas escuchas y la Justicia le compró la versión, pero lo cierto es que no hay pruebas objetivas y lo que hay es escaso y pobre".

Entre las escuchas que obran en el expediente, este diario dio ayer a conocer en su edición de ayer las que vinculan a otro detenido Leandro "Gordo" Vilches con policías y en las que se negocia el pago de un soborno para permitir la salida de ese hombre de la comisaría donde había caído junto a Chamorro y Villa y ser reemplazado por otro muchacho sin antecedentes que, obviamente, prontó recuperó su libertad.

Hábeas corpus.Tras resaltar "la inocencia" de sus clientes, Cella volvió a subrayar que "las pruebas que existen en el expediente han sido armadas por policías fuertemente sospechados de corrupción".

Y finalmente remarcó que "hay una animosidad hacia Jorge Chamorro, quien está siendo sometido a un trato diferenciado respecto del resto de la población carcelaria y se lo mantiene aislado de los demás presos mientras en la Cámara de Apelaciones existe un hábeas corpus presentado al respecto que aún no fue resuelto. Esa misma animosidad es con la que se lo está juzgando", concluyó el letrado.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS