Edición Impresa

Cristina destacó la "necesidad imperiosa de la unidad nacional"

La presidenta presidió en Tucumán los actos por el 196º aniversario de la Independencia. Llamó a la "organización y solidaridad" de los 40 millones de argentinos.

Martes 10 de Julio de 2012

La presidenta Cristina Fernández llamó ayer a la "unidad, organización y solidaridad" de los 40 millones de argentinos y aseguró que "la lucha de hoy no es sólo por crecer, sino por hacerlo con igualdad y equidad", al encabezar el acto central por el 196º aniversario de la Declaración de la Independencia en Tucumán.

Cristina destacó "la necesidad imperiosa de la unidad nacional", y explicó que "ella es el presupuesto básico para seguir creciendo", y agregó que "unidad nacional es ponerse de acuerdo y por eso convoco a los 40 millones a la unidad nacional, porque necesitamos de una unidad superior, que es la regional", afirmó.

La jefa del Estado resaltó que la "unidad depende de nosotros, de los 40 millones de argentinos; depende de que tiremos para el mismo lado para seguir creciendo", y agregó que la "organización se requiere porque de todos y de cada uno de nosotros se necesita para el gran objetivo que es la solidaridad, la igualdad y la equidad".

Y concluyó: "Es una unidad para ayudar a los demás, a los que todavía les falta trabajo".

Cristina dejó en claro que la equidad, en definitiva, "es justicia, por la que venimos luchando desde hace 200 años".

La mandataria estuvo acompañada por el vicepresidente Amado Boudou, el jefe de Gabinete, Juan Manuel Abal Medina; el secretario general de la Presidencia, Oscar Parrilli; el secretario Legal y Técnico, Carlos Zannini; los ministros de Economía, Hernán Lorenzino; de Planificación, Julio de Vido; de Industria, Débora Giorgi; de Trabajo, Carlos Tomada; de Educación, Alberto Sileoni; de Salud, Juan Manzur y de Ciencia y Tecnología, Lino Barañao.

En el inicio de su discurso, Cristina destacó que "desde hace nueve años venimos a conmemorar el 9 de Julio a Tucumán y fue él (por Néstor Kirchner) quien marcó un camino. Nos proponía un cambio que no era independiente del mundo, pero necesitábamos romper la cadenas que durante décadas se habían tejido sobre las posibilidades del pueblo".

"Hace nueve años, quien fuera mi compañero de vida y militancia venía a esta provincia a marcar un camino distinto; a proponer un modelo que parecía a contramano del mundo; y tuvo que soportar agravios y burlas aunque nos mostró que otro país era posible: él creía en la Patria", aseguró en relación al ex presidente.

En ese marco, la jefa del Estado subrayó que a partir del 25 de mayo de 2003, con la asunción de Kirchner, el país "comenzó lenta pero inexorablemente a levantarse de las ruinas, a levantar sus banderas y a crecer".

Así, Cristina pidió que "juntemos el 25 de Mayo y el 9 de Julio porque son la misma cosa: la lucha de ideales para tener una Patria más grande", y dijo que la conmemoración de la Independencia "nos encuentra con un mundo dado vuelta y una Argentina que ha crecido a un ritmo como nunca lo había hecho en 200 años de historia".

La presidenta saludó a los jóvenes que asistieron al acto y hasta comparó a Mariano Moreno, Manuel Belgrano y otros próceres nacionales con los referentes de la juventud militante. "Son los jóvenes los que empujan, está en el ADN de la juventud, por eso quiero que vayan a los barrios junto a los más humildes porque ahí se siente lo que necesita el pueblo", enfatizó.

Evita. En ese análisis no faltó la figura de Eva Perón: "Eva tenía la edad de ustedes cuando asumió como primera dama de este país. Quizás la vieran más grande por el rodete".

Cristina dijo que "algunos en los medios de comunicación mienten" y aseguró que "ya nos hemos dado cuenta los argentinos como no han podido prever lo que iban a hacer en el 2001. ¿A quién le contaron? ¿Algún argentino leyó en algún diario o escuchó por radio y televisión que el gobierno iba a tomar esa medida", preguntó en referencia a la medidas que desencadenaron la crisis en 2001. "Sin embargo —agregó— la tomaron y dejaron a miles de argentinos colgados del pincel".

Poco antes del discurso, la presidenta visitó la Casa Histórica de Tucumán, donde rindió homenaje a los próceres que declararon allí la Independencia en 1816, acompañada por el gobernador José Alperovich y la presidenta provisional del Senado, Beatriz Rojkés.

Según indicó la presidenta durante su discurso de cierre en el Hipódromo de la capital tucumana, desde el gobierno nacional "estamos todos los días imaginando políticas contracíclicas", y aclaró que "ha quedado en claro que no estábamos equivocados cuando planteábamos la necesidad de producir y de industrializar para crecer".

Tras destacar la reforma de la Carta Orgánica del Banco Central, porque "hoy se necesita que los bancos que tanto dinero ganaron lo destinen a la ayuda de las pequeñas y medianas empresas", Cristina resaltó que "también necesitamos que nuestros empresarios inviertan para seguir con esta rueda del crecimiento".

"Es fundamental darle más valor agregado a nuestros productos, porque implica más puestos de trabajo y trabajo digno, nuestro objetivo final en definitiva", subrayó.

En el cierre de su discurso, Cristina expresó que "depende de nosotros, de todos los argentinos, tirar para el mismo lado por el mismo objetivo, que es la solidaridad y la equidad. No es unidad para cualquier cosa y a la vez es la justicia por la que venimos luchando de hace 200 años", enfatizó.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario