Edición Impresa

Cristina acusó a la Corte Suprema de "no querer dejar votar al pueblo"

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner aseguró que "más temprano que tarde, los argentinos van a poder votar democráticamente a los miembros de todos los órganos políticos", en...

Jueves 20 de Junio de 2013

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner aseguró que "más temprano que tarde, los argentinos van a poder votar democráticamente a los miembros de todos los órganos políticos", en referencia a la decisión de la Corte Suprema de declarar "inconstitucional" la elección popular de los miembros del Consejo de la Magistratura.

"Cuánto les costó a las mujeres sufragistas y a Evita conseguir el voto femenino", aseveró la jefa del Estado a modo de ejemplo del tiempo que tardan las luchas mediante las cuales se consiguen derechos. Cristina hizo estas declaraciones al encabezar un masivo acto por los 400 años de la Universidad Nacional de Córdoba, la más antigua del país y la cuarta fundada en América.

Cristina afirmó que "la historia es indetenible", y advirtió que "aquellos que creen que a través de una resolución podrán frenar una reforma" tienen que saber que "ninguna sociedad soportó que frenen la democracia". En ese contexto, la jefa del Estado señaló que "ayer nos dieron algún dolor, pero nos vamos a curar porque tenemos buenos remedios".

Agregó que "las reformas vienen indetenibles porque indetenible es la voluntad popular, la voluntad de participar y la voluntad de decidir del pueblo argentino. Y en la historia lo demuestran los 400 años de esta universidad", remarcó la jefa del Estado.

Kunkel. En paralelo, el diputado kirchnerista Carlos Kunkel rechazó la inconstitucionalidad de la reforma dictada por la Corte Suprema de Justicia y consideró que fue un fallo "político", porque el titular del máximo tribunal, Ricardo Lorenzetti, "tiene aspiraciones a la Presidencia de la Nación".

"Ricardo Lorenzetti tiene aspiraciones de llegar a la Presidencia de la Nación. Lo que se impide es que la ciudadanía se expida. Vamos a seguir pugnando para que reine la igualdad entre los argentinos", aseguró el legislador.

En esa línea, Kunkel advirtió que el proyecto no planteaba "que los jueces fueran por elección" sino que proponía que el Consejo de la Magistratura, "que es el órgano de contralor, sea elegido por la ciudadanía, que es algo absolutamente distinto".

"Cuando la Corte toma medidas políticas y no jurídicas tiene que decirlo con claridad", subrayó Kunkel. El diputado dijo que no estaba "ni enojado ni sorprendido" por el fallo, pero lo definió como "un triunfo de la corporación de los abogados. Es un poder del Estado que pretende estar por encima de la Constitución nacional. La corporación judicial y la corporación de los abogados siempre están dispuestas a acudir al auxilio de los poderes económicos concentrados".

Alak. Mientras, el ministro de Justicia y Derechos Humanos, Julio Alak, volvió a cuestionar el fallo de la Corte y señaló que el gobierno esperaba "una sentencia más democrática".

"El pueblo nunca se equivoca y el voto es la base de la democracia", enfatizó el funcionario.

Desafío.Alak sostuvo que ante el fallo que declaró inconstitucional la elección popular de los consejeros se presenta "el desafío de democratizar el único poder que el pueblo no tiene posibilidad de votar", en referencia al Judicial.

"Nosotros somos una República representativa, así lo dice la Constitución nacional, y no puede ser que la gente vote en el Poder Ejecutivo y en el Legislativo y para elegir a los abogados y académicos que después van a elegir a los jueces no pueda", destacó.

El funcionario indicó: "Esperábamos que la Corte sacara una sentencia más democrática. ¿Por qué tienen miedo de dejar que la gente vote, cuál es el problema?"

Alak aseguró que el Consejo de la Magistratura tiene integrantes que "no acceden por el sufragio popular sino por el voto calificado". En ese sentido, el ministro afirmó que "si no hay democracia, hay aristocracia".

Aníbal.El senador oficialista Aníbal Fernández subrayó que el fallo de la Corte dio "vergüenza" porque, según dijo, apunta a "amparar a la corporación judicial". Fernández consideró que el tribunal privilegió un "voto calificado", que beneficia a una "aristocracia" para "darle la espalda al pueblo".

El legislador señaló que el Consejo de la Magistratura "es un instituto político, no judicial" y se quejó de que no se permita seleccionar a sus integrantes con el voto popular de los ciudadanos. "El fallo es circunstancial, si se sigue dando batalla lo vamos a conquistar", anticipó.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS