Edición Impresa

Con poco fútbol y mucho carácter

San Lorenzo lo perdía 2-0, pero en una notable reacción se llevó un importantísimo triunfo que lo acerca a la cima y sueña.

Lunes 04 de Abril de 2016

San Lorenzo supo reaccionar a tiempo en un partido en el que llegó a estar 0-2 antes de la primera media hora de juego, para llevarse una merecida victoria por 3 a 2 ante Belgrano, con la cual cortó una racha negra de ocho partidos sin ganar, entre el torneo local y la Copa Libertadores, la cual había puesto dudas sobre la continuidad de Guede como entrenador.
  Sebastián Luna, a los 26’ y 29’ del primer tiempo, adelantaron a Belgrano en el marcador; mientras que Blanco y Cerutti, sobre los 38’ y 40’ del mismo período, establecieron el empate parcial, el cual fue quebrado por Belluschi, a los 12’ del complemento.
  San Lorenzo comenzó un poco mejor que Belgrano. Intentó convertirse en el principal protagonista adueñándose del territorio enemigo con mucha gente, aunque falló a la hora de la puntada final.
  Si bien Belgrano no tuvo claridad para llegar, se puso en ventaja en la primera ocasión que se le presentó. Corrían 26’ cuando Fernando Márquez le ganó la espalda a Matías Caruzzo, metió un centro al medio del área chica por donde apareció Luna para poner el 1-0.
  Tres minutos después, un nuevo golpe para San Lorenzo. Luna sirvió un tiro libre desde la izquierda, un jugador de San Lorenzo y otro de Belgrano fueron a buscar la pelota, nadie la tocó e ingresó al arco ante la sorpresa de Torrico.
  A los 38’, Montoya, a la carrera, envió un centro desde la izquierda que Blanco, totalmente libre de marcas, cabeceó para poner el 1-2.
  Belgrano no reaccionó y San Lorenzo, dos minutos después , lo empató. Centro desde la derecha, Cerutti apareció por el segundo palo, cabeceó, y la pelota entró sin que Blandi pudiera tocarla.
  San Lorenzo le dio el último golpe a Belgrano a los 12’ del segundo tiempo, cuando Belluschi sacó un remate en la puerta del área que, tras desviarse en Pier Barrios, terminó en el fondo de la red.
  A partir de ahí el Ciclón dominó el trámite del partido, más allá de algún susto que le dio su defensa, porque Belgrano no supo cómo arrimar peligro concreto sobre el arco defendido por Torrico.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario