Edición Impresa

Comprarán 12 trolebuses para lanzar una nueva línea ecológica

Las nuevas unidades de transporte eléctrico transitarán por avenida Francia hasta Mendoza y llegarán hasta La Siberia. La intendenta Mónica Fein prevé una inversión de 4,6 millones de dólares.

Martes 23 de Septiembre de 2014

La intendenta Mónica Fein presentó ayer los detalles del llamado a licitación para la compra de 12 trolebuses, que se formalizará dentro de 15 días, en paralelo al arribo al Concejo del proyecto para la conformación de un nuevo sistema de transporte público de pasajeros. Para la adquisición de los equipos se prevé una inversión de 4,6 millones de dólares.

Las nuevas unidades de transporte eléctrico estarán destinadas a la futura línea que transitará por avenida Francia, desde Uriburu, en el sector sudoeste de la ciudad, hasta Mendoza en el macrocentro y llegará al Centro Universitario de Rosario (La Siberia) mediante el empalme con la actual línea K.

Fein explicó que la confección de la licitación se terminó de conformar después de estudiar durante casi un año las opciones existentes en diferentes partes del mundo como Rusia, Wellington (Nueva Zelanda), Lyon (Francia), Bergen (Noruega), Solingen (Alemania), San Pablo (Brasil) y los municipios argentinos de Mendoza y Córdoba.

La nueva línea convivirá con la K en el trazado de las calles Mendoza y San Juan, entre Francia y Alem, duplicando la cantidad de servicios disponibles para los pasajeros que utilizan el servicio en ese corredor, que es de los más elevados, según reconoció ayer la subsecretaria de Movilidad y Seguridad Vial, Mónica Alvarado.

El recorrido será de 25,6 kilómetros (12,6 de ida y 13 de vuelta), similar en distancia al de la línea K (25,2 kilómetros).

La Municipalidad se inclinó por trolebuses que pueden trasladarse hasta 40 kilómetros sin necesidad de estar conectados a la red eléctrica.

El objetivo es que estas unidades puedan superar obstáculos físicos, pero fundamentalmente permitan ahorrarse la inversión de realizar todo un nuevo tendido de catenarias por avenida Francia —que hoy no existe—. No obstante, cada trole de estos cuesta el doble que un colectivo común.

Fein resaltó otros ahorros: la vida útil promedio de estos troles es un 40 por ciento superior a los colectivos tradicionales (20 años versus 14 años), y la reducción en la emisión de gases, ya que son eléctricos.

Subsidios no ecológicos.Al respecto, la mandataria local se lamentó que hoy los subsidios nacionales estén focalizados hacia los combustibles fósiles y no hacia iniciativas que redunden en una mejora medioambiental.

La intención de Fein es tener a los nuevos troles recorriendo las calles rosarinas antes de finalizar su mandato. El sistema de trolebuses, que sobrevive con la línea K, tiene 55 años de existencia en la ciudad.

El contexto macroeconómico del país provoca, admitieron funcionarios, no pocas dificultades para atraer a potenciales oferentes del exterior. Pero son optimistas, ya que la caída de la actividad a nivel mundial opera de contrapeso para que las compañías salgan a buscar clientes en todos lados y sean menos remisos a tomar riesgos.

El anuncio del llamado a licitación llega después de dos semanas de discusión en torno al precio del boleto, que incluyó el paso por el Concejo del titular de la empresa Rosario Bus, Agustín Bermúdez, y del gremio dando cuenta públicamente de las dificultades de sostener la calidad del servicio con las actuales tarifas.

No es de descartar que, como ocurrió en los últimos años, el futuro sistema del transporte y su tarifa entre en el paquete de negociación de fin de año junto con el proyecto de presupuesto 2015, que además se prevé que ingrese al Palacio Vasallo a mediados de octubre.

Leve caída en la venta de boletos

La cantidad de boletos pagados de enero a agosto en el sistema de transporte público de pasajeros de Rosario apenas retrocedió 1,1% respecto de igual período del año pasado, cuando registró uno de los mejores ejercicios, según se desprende de datos de la cartera de Servicios Públicos, a cargo de Clara García. Esta baja es ostensiblemente menor a la caída que registraron en otras ciudades como Capital Federal y el Gran Buenos Aires (de entre 6 y 12%).

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario