Edición Impresa

Complica a Obama una huelga docente en Chicago

Miles de docentes de escuelas públicas de Chicago realizaron su primera huelga en 25 años en esa ciudad de Estados Unidos, en un conflicto que golpea al presidente Barack Obama a menos de dos meses de los comicios en los que buscará su reelección.

Martes 11 de Septiembre de 2012

Washington. — Miles de docentes de escuelas públicas de Chicago realizaron su primera huelga en 25 años en esa ciudad de Estados Unidos, en un conflicto que golpea al presidente Barack Obama a menos de dos meses de los comicios en los que buscará su reelección. Ocurr e que los docentes protestan contra planes municipales de evaluación, y Chicago es gobernada por Rahm Emanuel, ex jefe de gabinete de Obama.

El rival electoral del mandatario, el republicano Mitt Romney, no perdió tiempo en vincular a Obama con la huelga, y en un comunicado acusó a los gremios de dar la espalda a los alumnos, y al presidente demócrata de ponerse del lado de los huelguistas en detrimento de los chicos y padres.

Los maestros protestan contra los planes impulsados por el alcalde demócrata Emanuel y apoyados por Obama de introducir un sistema de evaluación de la calidad docente en base a resultados obtenidos por los alumnos en pruebas estandarizadas. El sindicato que organizó la huelga dice que un cuarto de los maestros de Chicago podría perder su trabajo si son evaluados de esa manera, y agrega que el plan no tiene en cuenta el pobre desempeño de los alumnos en las zonas de Chicago de gran pobreza y alta criminalidad.

Del paro, que incluyó marchas y piquetes frente a colegios, participaron unos 26.000 docentes y personal escolar no docente, y afectó a unos 400.000 chicos, según cifras del sindicato de maestros y del gobierno municipal, informó la CNN. La huelga podría afectar la relación de Obama con los gremios justo en la recta final a las elecciones del 6 de noviembre. Emanuel fue jefe de gabinete de Obama en la primera etapa de su presidencia y Chicago es la cuna política del mandatario demócrata.

Efecto contagio. Aunque se espera que el presidente gane con facilidad en el estado de Illinois, donde queda Chicago, el conflicto podría trasladarse a otros Estados de la región, el llamado Medio-oeste, como Michigan y Ohio, donde Romney está mucho más cerca de Obama en intención de voto.

En un comunicado, el candidato presidencial republicano dijo sentirse "decepcionado" con el sindicato de docentes de Chicago por su decisión de "volver su espalda no sólo a una ciudad que está negociando en buena fe sino también a cientos de miles de chicos que confían en las escuelas públicas de la ciudad".

Las negociaciones por el conflicto, que ya lleva meses, se reanudaron ayer en Chicago, donde Emanuel impulsa planes de reforma similares a otros que ya han sido aprobados en otras ciudades del país. La escuela pública de Chicago, como la de muchas otras ciudades de Estados Unidos, atraviesa una crisis financiera, con una proyección de déficit de 3.000 millones de dólares para los próximos tres años y una creciente carga en concepto de jubilaciones para maestros retirados. Zonas de la ciudad como su parte sur están catalogadas entre los barrios más pobres del país. Más del 80 por ciento de los alumnos de Chicago califican para recibir almuerzos escolares gratis debido al bajo ingreso de sus familias. Además, los estudiantes locales tienen un rendimiento por debajo de la media nacional en lectura, matemáticas y ciencias sociales.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario