Escenario

Cine / Crítica de "La increíble historia de la Isla de las Rosas": El ingeniero que concretó el sueño de la isla propia

Calificación: Muy Buena. Intérpretes: Elio Germano, Matilda De Angelis, Tom Wlaschiha y François Cluzet. Dirección: Sydney Sibilia. Género: Drama / Comedia. Emisión: Netflix.

Domingo 10 de Enero de 2021

En la década del 60, en medio de las transformaciones sociales y culturales marcadas por el Mayo Francés y la oposición a la Guerra de Vietnam, Giorgio Rosa, un ingeniero italiano está embarcado en un proyecto más personal: alejarse de todo y hacerlo en su propia isla. Así decide fundar lo que luego sería la República de la Isla de las Flores, el episodio que aborda en tono de comedia y de manera ficcional la película coproducida entre Italia y Netflix y estrenada en la plataforma de streaming. Para su construcción desarrolló la tecnología necesaria que le permitiera fijar los pilotes en el lecho marino del Adriático frente a la ciudad de Rímini y hacer los cálculos para que la isla estuviese implantada en aguas internacionales y, por lo tanto, fuera de la jurisdicción legal de Italia.

La increíble historia de la Isla de las Rosas (EN ESPAÑOL) | Tráiler oficial | Netflix

La primera mitad de la película narra cómo en poco tiempo la estructura estuvo terminada y comenzó a hacerse popular entre los jóvenes, tuvo su propio correo, moneda, idioma, pasaportes y servicios, hasta que llamó la atención, primero de los medios, y después del gobierno. La segunda parte describe la lucha legal de Rosa, interpretado por Elio Germano, ante organismos nacionales e internacionales para que su isla sea reconocida como un país independiente.

La historia real que inspiró “La increíble historia de la Isla de las Rosas” fue un poco diferente y en YouTube se puede ver el documental sobre el tema en el que participa el propio Giorgio Rosa describiendo su idea humor. También se incluyen testimonios de empleados, operarios y amigos de Rosa que cuentan en primera persona el preciso desarrollo del audaz proyecto del ingeniero y su determinación de llevar adelante el plan que financió son su propio dinero.

isla1.jpg

Sin embargo, el director Sydney Sibilia elige el tono ligero para el relato de esta producción en la que se destacan la ambientación de época y los aspectos técnicos, como el rodaje de las escenas en la isla que se realizó en una piscina infinita ubidada en Malta, además de las actuaciones de sus dos protagonistas.

El hecho narrado es extraordinario, pero no fue algo aislado y se puede ver en el contexto del fenómeno de las micronaciones diseminadas por el mundo. De hecho, ese mismo año y sobre los pilotes de una antigua base militar inglesa ubicada al sur de Inglaterra, se funda el Principado de Sealand, ocupado en la actualidad por dos personas y que emite sus propios títulos nobiliarios.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS