Tensión

Chispazos entre la Casa Gris y la oposición por el futuro destino de Sain

El ministro de Gestión Pública, Marcos Corach, cuestionó el rechazo de la oposición al regreso del ex ministro de Seguridad al Organismo de Investigaciones; para el diputado Joaquín Blanco (PS) hay "incompatibilidades manifiestas"

Sábado 27 de Marzo de 2021

Tras la primera reunión de la comisión de Juicio Político de la Cámara de Diputados provincial, que dio curso formal a la denuncia contra Marcelo Sain, el futuro del ex ministro de Seguridad sigue generando chispazos entre la Casa Gris y el Frente Progresista.

El ministro de Gestión Pública, Marcos Corach, apuntó ayer al presidente de la Cámara de Diputados. “Tanto despliegue del socialismo para evitar el reingreso de Marcelo Sain al Organismo de Investigaciones (OI), responde a que tienen miedo a que se siga investigando —dijo ayer el funcionario a LT8—. Creo que tienen miedo a las escuchas judiciales que puedan involucrar a allegados del ex gobernador Miguel Lifschitz”.

Esta semana, 27 diputados del FPCyS, Juntos por el Cambio y Somos Vida presentaron un pedido formal al fiscal general de la provincia, Jorge Baclini, para que no admita la reincorporación de Sain a la dirección del OI del Ministerio Público de la Acusación, cargo en el que el criminólogo pidió licencia para asumir la cartera de Seguridad y al que ahora pretende regresar.

El presidente del bloque del Partido Socialista y titular de la comisión de Juicio Político de la Cámara baja, Joaquín Blanco, le salió al cruce a Corach. “El gobierno no puede explicar que el ministro se vaya con los peores indicadores en materia de seguridad, con una denuncia por mal desempeño y pedido de juicio político, con una denuncia en el Inadi por racismo y xenofobia, y con una denuncia penal por un intento de licitación amañada para comprar armas israelíes —dijo a La Capital—. El ministro de una manera muy poco afortunada intenta politizar o culpar a la oposición del lamentable fracaso de la política de seguridad de Omar Perotti, les pedimos que dejen las chicanas y asuman la responsabilidad que tienen”.

Desde la oposición alertan “incompatibilidades manifiestas”: advierten que si Sain vuelve al Organismo de Investigaciones tendría que investigarse a sí mismo, o a ex compañeros de gabinete. Incluso, deslizan que la permanencia del equipo del ex titular de la Policía de Seguridad Aeroportuaria y el nombramiento de Lagna expresan una salida pactada con el gobernador.

Lo cierto es que con el veto del gobernador Perotti a las leyes que en la Casa Gris denominaron “anti Sain” el regreso del polémico ex funcionario está en manos de Baclini. Es que salvo que el gobernador las incluya en el temario de sesiones extraordinarias —una jugada que no tendría ninguna lógica — las Cámaras recién podrían insistir con las normas a partir del 1 de mayo. Tiempos largos para la cada vez más agrietada política santafesina.

Ante esto, desde la oposición buscan “darle celeridad” al trámite de juicio político. Blanco entiende que el jueves empezaron a correr los noventa días que establece la Constitución provincial para que la comisión —donde el Frente Progresista cuenta con cinco de sus nueve integrantes— se expida y, eventualmente, eleve la acusación al Senado. De todos modos, el legislador socialista remarcó: “Se va a pedir documentación al Ejecutivo y el Poder Judicial, se convocará a la denunciante (la diputada nacional Lucila Lehmann), se analizará en profundidad y se verá cómo sigue el trámite, pero siempre respetando la institucionalidad”.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS