Edición Impresa

China envió cazas a perseguir aviones japoneses y de Estados Unidos

El peligroso episodio ocurrió en una zona de control aéreo militar constituida unilateralmente por Pekín hace una semana. Crece la retórica amenazante en medios oficiales chinos.

Sábado 30 de Noviembre de 2013

China envió ayer aviones de combate a perseguir dos aeronaves estadounidenses y 10 japonesas sobre un brazo de mar que se extiende entre su costa y Japón. Acompañó la acción con declaraciones amenazantes de su fuerza aérea y de la prensa oficial, en las que se habló de "vigilar objetivos", "enfrentar amenazas aéreas" e incluso de "una larga confrontación con Japón", al que llamó el "principal objetivo". El episodio es una evidente escalada, y señala el riesgo de conflicto con Estados Unidos y Japón, además de Corea del Sur. Estas tres naciones desconocen una zona de control aéreo militar que declaró en forma unilateral China hace una semana. La zona incluye un archipiélago ocupado por Japón que reclama Pekín y en cuyas aguas hay importantes riquezas naturales.

Los aviones chinos fueron desplegados para realizar un monitoreo, declaró el portavoz de la fuerza aérea Shen Jinke. Ninguno de los aviones interceptados informó previamente a Pekín. El área de control aéreo incluye las principales líneas de tráfico marítimo del Pacífico, así como rutas de líneas aéreas civiles y comerciales. Tokio y Seúl envían desde el inicio de la semana aviones de patrullaje al espacio aéreo en disputa, mientras Washington desplazó el lunes pasado dos bombarderos pesados B-52, en una fuerte señal de apoyo a Japón.

Pero a diferencia de días anteriores, ayer China lanzó al aire varios cazas y un avión de alerta temprana. La zona aérea tomada de hecho por China incluye el espacio ubicado sobre las islas Senkaku o Diaoyu, que se disputan Japón y China. Tokio ocupa las islas desde fines del siglo XIX. No tienen valor en sí mismas, pero las aguas que las rodean poseen importantes pesqueros y yacimientos de hidrocarburos.

La misión de patrulla china fue "una medida defensiva y en línea con las prácticas comunes internacionales", aseguró el portavoz Shen Jinke. Pekín envió cazas Sukhoi-30 de fabricación rusa, que "vigilaron objetivos", explicó. "La fuerza aérea de China está en alerta máxima y tomará medidas para enfrentar diversas amenazas aéreas a fin de proteger con firmeza la seguridad del espacio aéreo del país", declaró el vocero aeronáutico. Los medios estatales chinos, por su lado, no descartaron una nueva "guerra fría" con Japón. "Estamos preparados para afrontar una prolongada confrontación con Japón. Deberíamos tomar las medidas oportunas sin vacilación contra Japón cuando desafíe la nueva zona declarada por China", escribió el periódico Global Times, edición en lengua inglesa del Diario del Pueblo, órgano de prensa oficial del Partido Comunista Chino.

El secretario del gabinete de Japón, Yoshihide Suga, puntualizó que no había ningún cambio en las directivas de Tokio, que desconocen la zona de control aéreo militar china. Washington no ha tomado una posición sobre la soberanía de las islas Senkaku, pero sí reconoce el control administrativo de Tokio sobre ellas y declara que el tratado de seguridad entre Estados Unidos y Japón se aplica a ellas.

China envió a su único portaaviones, el Liaoning, a patrullar la zona, aunque todavía está lejos del área. EEUU, por su lado, puso a navegar al portaaviones nuclear George Washington y su nutrido grupo de batalla.

Taiwán. El conflicto por las islas tiene un tercer actor: Taiwán, que también las reclama y las ha bautizado "Tiaoyutai". El Parlamento de Taiwán atacó ayer con dureza la zona de defensa aérea declarada por China, y los legisladores hicieron una inusual declaración conjunta para que el gobierno presente una "protesta severa" a Pekín. Amonestaron al gobierno del presidente Ma Ying-jeou por su respuesta cauta al anuncio chino y su acuerdo de suministrar a China los planes de vuelo de aviones que entran en la zona, a diferencia de lo decidido por Corea del Sur, Japón y Estados Unidos. La declaración, firmada por los jefes de todos los bloques, pide que Taiwán colabore con Japón, Estados Unidos y los "Estados amigos de la región" en negociaciones multilaterales con China.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS