Edición Impresa

“Central se llevó un punto de regalo del Coloso”, opinó Diego Osella

El entrenador de Newell's Old Boys, Diego Osella,  resaltó la puesta en escena de su equipo y sostuvo que “las situaciones más claras fueron de Newell’s”.

Lunes 25 de Abril de 2016

“Estoy convencido de que es un resultado injusto. Merecimos ganar porque superamos al rival. No vi remates al arco de Central. Se lleva un punto de regalo”. Diego Osella graficó con una frase la sensación de lo que dejó el clásico con el Canalla, en el que Newell’s mostró mayor enjundia para tratar de quedarse con el duelo. El empate dejó un sabor a poco para el DT, pero satisfacción por la agresividad que mostró el equipo para afrontar un compromiso intenso en la previa por todo lo hablado. “Las situaciones más claras fueron de Ñuls y la figura fue el arquero Sosa”, insistió.
  Pocos minutos habían pasado del final del encuentro cuando Osella apareció en una sala llena de periodistas. Estaba más relajado, conforme y, a la vez, con sensación de que la tarde pudo haber sido mejor de lo que fue. Con una victoria, esa tan esperada por todos los leprosos. “Estoy convencido de que hicimos un partido agresivo,  Central  nunca se sintió cómodo. Ni Lo Celso ni Cervi manejaron la pelota y les dimos la pelota a los dos centrales. No tuvimos situaciones de riesgo salvo el remate de Lo Celso. Si tenía que haber un ganador debió ser Ñuls. El empate no me deja conforme por cómo se dio el encuentro”, analizó.
  A lo largo de su exposición siempre hizo hincapié en que sus buscaron el triunfo. “Planificamos el partido para ganarlo y tuvimos chances para lograrlo. La igualdad no me conforma. Empatamos seis, nos acostumbramos a no perder y vamos encontrando el funcionamiento. Estamos sintiendo que lo que generamos no lo convertimos. El equipo es agresivo, intenso y ordenado, y me gustó mucho ante Huracán y también hoy. Cada día que pasa nuestra idea va pegando más”.
  Osella necesitaba que su equipo levantara el nivel de juego. Y que sacara a relucir la agresividad para atar a un canalla que venía bajando posiciones en el torneo. Pero, sobre todo, para poder expresarse y decir algo que tenía en su interior desde hace un tiempo. “Hace un par de semanas para muchos ya se sabía el resultado de este partido, porque éramos los peores y Central el mejor. Nos subestimaron, todos. La gente, ustedes (periodistas) y acá hay grandes jugadores”, sentenció el DT.
  “El partido lo viví como siempre, con el condimento que es un clásico, tratando de aportar y corregir desde afuera. No más que eso. Con mucha más tranquilidad que en el inicio de este proceso porque los jugadores están respondiendo con la intensidad y orden que pretendo. Eso me deja tranquilo”, concluyó.

El técnico y la Fiera dieron su opinión del incidente

Osella también se expresó sobre el episodio violento que tuvo que soportar el plantel en Ricardone el viernes por la noche. “Lo que sucedió es un hecho repudiable. Pasa en todos lados y nosotros no lo podemos manejar. Son ajenas y muchas veces condicionantes, pero lo que uno debe hacer es gastar las energías en lo que puede cambiar. Sobre esas cosas sólo podemos repudiarlas. Es una sensación de impotencia y amargura porque hay una agresividad muy grande en la sociedad, donde ante la primera adversidad hay que salir a los golpes. No lo concibo”, opinó.
  También Maxi Rodríguez dio su visión sobre lo sucedido. “Son sensaciones muy feas, esas cosas incomodan y le hacen mal al fútbol. A nadie le gusta pasar por eso, tanto la gente como nosotros queremos ganar. No por esos actos uno va a querer ganar, al contrario, creo que eso mete mucho más nerviosismo. Pero tenemos un vestuario de hombres que supo responder a la situación”.
    Lo cierto es que todo terminó en paz, con un Coloso colmado y disfrutando de un espectáculo, como debe ser. “Si había dos tribunas más la gente las llenaba. Hay que prestarle atención a ese público, al que viene alentar a su equipo”, expresó Osella.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario