Edición Impresa

Cayetana, la niña nacida en la India, podrá ser argentina

Autoridades del consulado en Nueva Delhi autorizaron la inscripción como argentina de la niña nacida en la India por un vientre alquilado y cuya madre es sanlorencina, casada con un ciudadano español, informaron ayer allegados a la familia.

Miércoles 04 de Julio de 2012

Autoridades del consulado en Nueva Delhi autorizaron la inscripción como argentina de la niña nacida en la India por un vientre alquilado y cuya madre es sanlorencina, casada con un ciudadano español, informaron ayer allegados a la familia.

El matrimonio, que reside en Madrid, afrontaba una maraña de trámites judiciales en India, donde hace 49 días nació la niña que fue considerada "apátrida" por ese país asiático, que le impedía la salida de su territorio.

Ahora, los padres podrán inscribirla legalmente en el Consulado argentino de Nueva Delhi de acuerdo a una resolución dispuesta por el director de Asuntos Consulares de la cancillería, el ministro Rubén Buira.

Este resultado fue logrado mediante una medida cautelar autosatisfactiva efectuada por los abogados santafesinos Daniel Scheinfeld y Nadia Saccone, ante el Juzgado de Familia de la ciudad de San Lorenzo. El juez Marcelo Scola ordenó que se inscriba a la beba en el libro consular como ciudadana argentina.

La pareja, conformada hace nueve años por Elsa Saint Girons, una abogada oriunda de San Lorenzo, y su marido Juan González, psicólogo y consultor de empresas en Madrid, había viajado India hacía tres meses para concretar el contrato de maternidad subrogada celebrado en 2011.

El 16 de mayo nació Cayetana, la hija del matrimonio, en la clínica Fortis La Femme, tras lo cual empezaron las tramitaciones para darle una nacionalidad a la beba.

Las autoridades de Nueva Delhi le negaron un registro por considerarla descendiente de padres extranjeros, porque la niña genéticamente es hija del matrimonio y no de la madre subrogada.

Según establecen las leyes de ese país, en la partida de nacimiento figura como madre Saint Girons, por lo que las autoridades del consulado de España, país donde reside el matrimonio, denegaron el pedido de inscripción. Las autoridades del país europeo consideraron que Saint Girons no puede figurar como la madre de la beba porque existe una madre subrogada.

La Embajada argentina, por su parte, había rechazado la solicitud al alegar que la mujer no tiene residencia actualmente en el país.

Penurias con final feliz.El caso tuvo amplia repercusión luego de que fuera publicado por LaCapital en su edición del 23 de junio. Allí, se daba cuenta de las penurias que estaba sufriendo la familia por no poder sacar de la India a la niña, quien para colmo estaba en la encrucijada de no tener nacionalidad, y por lo tanto carecer de una identidad elemental. "Estamos desesperados, necesitamos que alguien nos escuche para poder darle una identidad a nuestra hija", contaba por aquellos días Elsa.

"Hace tres meses que estamos aquí y si continuamos en este país vamos a perder absolutamente todo, nuestro trabajo, nuestro hogar. Pero lo peor es que están llevando a que la nena no pueda criarse en su hogar", suplicaba, en una desesperada comunicación vía Facebook con todos sus contactos.

Finalmente, la intervención de abogados locales y la decisión del gobierno argentino permitieron que la historia tenga un final feliz.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario