Edición Impresa

Cansados de lidiar con la baja presión del agua, piden una reducción de tarifa

Los vecinos de barrio Matheu iniciaron un recurso ante el Enress. De prosperar, la medida favorecerá a unas 4 mil familias.

Martes 23 de Diciembre de 2014

Cansados de lidiar con otro verano casi sin agua, los vecinos de barrio Matheu presentaron ayer un recurso administrativo ante el Ente Regulador de Servicios Sanitarios (Enress) para que se les reduzca la tarifa hasta tanto les garanticen una adecuada presión en el suministro. Es la primera vez que este tipo de reclamo se realiza en forma colectiva. De resultar favorable, unas 4 mil familias podrían ver reducida su factura entre 20 y ciento por ciento.

Matheu es otro de los barrios de la zona sur de la ciudad donde, según recuerdan los vecinos, "en los últimos cinco o seis años" se empezó a agudizar la falta de agua. Y luego último verano directamente, "es difícil que salga una gota de agua potable de las canillas", afirma José Luis Ciotta, el presidente de la vecinal.

La descripción no se ajusta con el detalle de las facturas que, bimestralmente, llegan a las familias que habitan el vecindario. Como no hay medidores, los metros cuadrados de las viviendas son la base para fijar los montos a pagar que, en promedio, rondan los 300 pesos.

Después de hacer una consulta entre los habitantes del barrio, la vecinal se puso al frente del recurso presentado en el Enress. Acompañados por los ediles Roberto Sukerman y Norma López (FpV), la medida apunta a la reducción del precio de la tarifa de Aguas Santafesinas SA (Assa) en función de la falta de presión del suministro.

Ciotta advirtió que se trata del primer recurso colectivo que se presenta ante el ente regulador. De resultar satisfactoria, la medida favorecerá a unas 4 mil familias que viven en la jurisdicción de la vecinal. Es decir: entre Uriburu, Ovidio Lagos, Lamadrid y Oroño.

Derecho humano. La presentación advierte que el "acceso al agua es un derecho humano fundamental". Y, explicó Sukerman, repasa dos antecedentes cercanos: la disposición Nº 741/07 del ente regulador, que fija descuentos proporcionales en función de la presión del servicio, y la resolución Nº 0630/13, que dispuso una reducción de la tarifa proporcional a dos días y medio de servicio, aplicable a todos los usuarios de Rosario, Capitán Bermúdez y Granadero Baigorria, como consecuencia de las anomalías ocasionadas por la rotura de la cañería ubicada en Juan José Paso al 1100.

Para el concejal, de prosperar el reclamo podría sentar precedente para "los numerosos barrios de la ciudad que tienen problemas con el suministro de agua". Y resaltó que se trata de un reclamo colectivo por un derecho que tienen los usuarios del servicio.

El Reglamento del Usuario del Enress fija los niveles mínimos de calidad de la prestación que debe cumplir Assa.

En ese sentido, indica que el suministro de agua potable se debe brindar en "cantidad suficiente" y de manera "continua y regular" durante las 24 horas de todos los días del año, sin interrupciones.

Y establece que el prestador debe garantizar una presión mínima de 7 metros de columna de agua medidos desde la llave maestra de conexión.

Si no se registra esa presión mínima disponible, el usuario tiene derecho a que se reduzca proporcionalmente la tarifa. Los índices de descuentos van de 20 al ciento por ciento, de acuerdo a la presión constatada.

Algunos vecinos de barrio Matheu que llevaron sus quejas ante el Enress lograron descuentos "de más del 85 por ciento de la tarifa porque las mediciones les daban apenas por encima de un metro de columna de agua", recordó Ciotta.

El barrio de la zona sur no es el único que cada verano sufre la falta de agua. Una semana atrás, la Cátedra del Agua de la Universidad Nacional de Rosario (UNR), asociaciones vecinales y la concejala radical María Eugenia Schmuck reclamaron a la Defensoría del Pueblo de la provincia su urgente e inmediata intervención frente a una problemática que, estimaron, aqueja a 50 mil habitantes de ocho barrios de la ciudad.

En Assa indicaron que la situación "es mejor que el verano pasado", después de la inauguración de dos plantas potabilizadoras en la Zona Cero y barrio Godoy. De todos modo, indicaron que la solución definitiva llegara con la conclusión del Acueducto Gran Rosario, que ostenta un avance del 40 por ciento.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario