Edición Impresa

Bonar: Economía recaudó el triple de lo previsto

El gobierno nacional colocó ayer 1.415 millones de dólares en Bonar 24 a una tasa de 8,956% en el mercado financiero local, según informó el Ministerio de Economía.

Miércoles 22 de Abril de 2015

El gobierno nacional colocó ayer 1.415 millones de dólares en Bonar 24 a una tasa de 8,956% en el mercado financiero local, según informó el Ministerio de Economía.

La subasta lanzada por el Estado argentino recibió ofertas por 1.878,7 millones de dólares, esto es 3,76 veces por encima del monto original del llamado que era de 500 millones.

El precio de corte fue fijado por la Secretaría de Finanzas en 103 dólares por cada 100 dólares de valor nominal.

Al momento de anunciar la operación, el ministro de Economía, Axel Kicillof, señaló que estos fondos serán aplicados a un plan de viviendas del que no ofreció mayores detalles.

El gobierno decidió realizar esta colocación apuntando a la plaza doméstica para evitar que la emisión quede alcanzada por la cláusula pari passu que motivó el fallo de Griesa a favor de los holdouts.

A principios de año cuando surgieron rumores de una colocación similar a través de dos bancos internacionales, el magistrado convocó a las entidades y les exigió que le entreguen información sobre la operación, al tiempo que les recordó que no podían facilitar este tipo de acciones de la Argentina.

Buitres al acecho. En tanto, los holdouts advirtieron que “estarán atentos” al diseño de la colocación para plantear nuevos recursos judiciales ante los tribunales de los Estados Unidos.

“Estamos analizando de cerca esta transacción altamente inusual para determinar qué medidas de aplicación son las adecuadas”, según un comunicado firmado por el abogado Robert Cohen, vocero del fondo NML.

El letrado alertó: “El último intento de Argentina en realizar oferta global tiene todas las características de la deuda externa que está cubierto por nuestros derechos pari passu”.

De acuerdo con esta advertencia, los holdouts intentarán buscar argumentos para plantear que los Bonar 24 deben ser considerados como deuda externa y así quedar a merced del bloqueo impuesto por Griesa. El Bonar 24 es un título en dólares con legislación nacional que paga una tasa de interés de fija de 8,75% anual con amortizaciones semestrales. Fue emitido en forma especial para cancelar las obligaciones que derivaron de la estatización de YPF.

A fines de diciembre de 2014, Kicillof había intentado una operación similar pero había sido rechazada por el mercado financiero local.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario