Edición Impresa

Boca lavó su imagen bajo la lluvia

El Xeneize tuvo un buen rendimiento colectivo, dejó atrás la caída en Bahía y derrotó a un Racing que no levanta cabeza

Lunes 16 de Septiembre de 2013

Boca recuperó la desteñida imagen que mostró la semana pasada en Bahía Blanca y superó claramente a un discreto Racing por 2 a 0.

Bajo una lluvia pertinaz, el equipo de Carlos Bianchi exhibió un mejor funcionamiento colectivo y diseñó un triunfo que quedó corto en los números.

Juan Sánchez Miño, a los 17', y Emmanuel Gigliotti, a los 68', aportaron las conquistas del conjunto xeneize, que se ubica en una posición expectante en la tabla.

Boca exhibió una cara completamente distinta a la que tuvo la fecha pasada en la caída con Olimpo (0-3). Y la labor de un excepcional Fernando Gago contribuyó a ver otro circuito futbolístico, sobre todo de mitad de cancha hacia adelante.

Por el contrario, Racing se pareció mucho al equipo que dirigía semanas atrás el cesanteado Luis Zubeldía. Ultimo en las posiciones con apenas 2 puntos, articuló una producción tan pobre que ni siquiera inquietó a Agustín Orion, que pareció un espectador de lujo.

La tarea de un inmenso Gago, ovacionado por el público boquense al promediar la segunda etapa, resultó fundamental para que el local armara un desempeño muy superior al de su adversario.

El volante central coordinó los hilos, manejó con criterio la pausa y asistió a laterales y delanteros para que provoquen daño.

Ya en el cuarto de hora inicial, el conjunto xeneize había inquietado a Sebastián Saja, con un centro de Juan Manuel Martínez que tocó Sánchez Miño y no pudo ser conectado de lleno por Gigliotti, originando el despeje apurado de Leonardo Migliónico.

Un rato después, a los 17', Boca festejó el primer tanto, con una quirúrgica habilitación de Gago hacia Martínez, que mandó el centro para la cabeza de Sánchez Miño, que le cambió el palo a Saja.

Boca continuó desplegando un mejor juego, sobre todo por la banda izquierda, inclusive con el ingreso del pibe Nahuel Zárate, que reemplazó al lesionado Emanuel Insúa.

Pero si en la primera parte la superioridad xeneize había sido notoria, en el segundo tiempo, directamente, fue abismal.

Gago siguió comandando los hilos e hizo olvidar a Juan Román Riquelme, o al menos lo que se espera de él.

A los 23', un tiro libre de Gago atravesó el área rival, Jesús Méndez (otro de los que cumplió una buena labor) la devolvió al medio, Ribair Rodríguez la desvió con la cabeza y Gigliotti modificó la trayectoria con otro frentazo, que se le coló abajo a Saja.

De allí hasta el final sólo hubo tiempo para que Boca monopolizara el control de la pelota y pugnara por aumentar la diferencia.

Preocupación por el Cata Díaz, no tanto por Insúa

Tanto Daniel Díaz como Emiliano Insúa debieron ser reemplazados por diferentes lesiones. En el caso del catamarqueño, que salió apenas comenzó el segundo tiempo por una lesión en el isquiotibial izquierdo, su salud genera incertidumbre porque existe la posibilidad de que sea un desgarro. Con respecto a Insúa, que tuvo que ser sustituido en la primera etapa, tendría una lumbalgia.

Preocupación por el Cata Díaz, no tanto por Insúa

Tanto Daniel Díaz como Emiliano Insúa debieron ser reemplazados por diferentes lesiones. En el caso del catamarqueño, que salió apenas comenzó el segundo tiempo por una lesión en el isquiotibial izquierdo, su salud genera incertidumbre porque existe la posibilidad de que sea un desgarro. Con respecto a Insúa, que tuvo que ser sustituido en la primera etapa, tendría una lumbalgia.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS