Edición Impresa

Barcelona: Al Tata le buscan reemplazante

Gerardo Martino está atravesando el peor momento desde que se sentó en el banco de Barcelona a mediados del año pasado. No sólo porque el equipo se encarga de evidenciar con el paso de los partidos síntomas de un claro aburguesamiento...

Martes 15 de Abril de 2014

Gerardo Martino está atravesando el peor momento desde que se sentó en el banco de Barcelona a mediados del año pasado. No sólo porque el equipo se encarga de evidenciar con el paso de los partidos síntomas de un claro aburguesamiento, sino porque los propios medios catalanas ya le pusieron fecha de vencimiento al ciclo del Tata. De hecho, el diario deportivo Sport publicó ayer en su tapa este título: "El Tata se irá y van por Klopp". En una clara alusión de que los días del ex entrenador de Newell's en el banquillo barcelonista están contados y que su reemplazante ya tiene nombre: Jurgen Klopp, actual DT de Borussia Dortmund. La publicación también da por sentado que el Tata ya habría tomado la decisión de irse al final de la temporada y que en los últimos días se lo habría comunicado a la junta directiva blaugrana, encabezada por Josep Maria Bartomeu. El contrato del DT vence en 2015, pero existe una cláusula automática en la que tanto él como la directiva pueden ejecutarla y dejar sin efecto el acuerdo.

No hay que ser un erudito en el tema para darse cuenta de que si Martino se encuentra entre la espada y la pared es por obra y gracia de los malos resultados y rendimientos que coleccionó el equipo en las últimas semanas. En el tramo no sólo quedó eliminado de la Champions League ante Atlético de Madrid en cuartos, sino que el fin de semana perdió 1-0 contra Granada por la Liga y se ubicó a cuatro puntos del líder Atlético cuando restan cinco fechas para el final. A todo esto, Barcelona jugará mañana la final de la Copa del Rey ante Real Madrid en Valencia. Un título ayudaría a aplacar los ánimos, pero ese bálsamo no sepultaría el río de críticas que soporta sintemáticamente Martino.

Lo cierto es que el Tata no le escapa a la real preocupación que le genera este momento. De hecho, ocupa todo el tiempo en recuperar con su mensaje el fuego sagrado de un equipo acostumbrado a llevarse todo por delante con su juego. Claro que esta sensación interna que sacude al DT entra en permanente conflicto con lo que piensa de su trabajo la junta directiva y, en especial, la prensa catalana. Por eso en las páginas del diario Sport se leyó ayer lo siguiente: "Martino fue perdiendo confianza en el seno de la junta directiva y su adiós se da por hecho".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario