Edición Impresa

Bachelet redobló su llamamiento a los chilenos para que vayan a votar

Las candidatas presidenciales chilenas que dirimirán en la segunda vuelta electoral del domingo quién sucederá a Sebastián Piñera en el palacio La Moneda, la opositora Michelle Bachelet y la...

Viernes 13 de Diciembre de 2013

Las candidatas presidenciales chilenas que dirimirán en la segunda vuelta electoral del domingo quién sucederá a Sebastián Piñera en el palacio La Moneda, la opositora Michelle Bachelet y la oficialista Evelyn Matthei, cerraron ayer sus campañas con actos masivos. Mientras Bachelet hizo un llamado a que todos los chilenos cumplan con su deber cívico y concurran a votar, Matthei declaró desde Puerto Montt, previo a su acto de cierre de campaña en Temuco, que "si ganamos esto es lo mismo que David contra Goliat, va a ser un milagro". La candidata de la Nueva Mayoría, Bachelet, quien tiene como puntos fuertes en su programa de gobierno impulsar reformas educativa, tributaria y de la Constitución, protagonizó un acto multitudinario en el que más de 7 mil seguidores llegaron hasta el court central de tenis del Estadio Nacional, en la capitalina comuna de Ñuñoa, con coloridas pancartas, banderas.

También se vio a muchas mujeres que fueron a respaldar a la ex presidenta socialista ataviadas con una banda tricolor en el pecho, emulando la banda presidencial que portará quien gane este domingo. Entre otras figuras de la oposición estuvieron el expresidente Ricardo Lagos, la legisladora Isabel Allende, José Goñi, Patricio Walker, Ximena Rincón y el dirigente estudiantil Moises Paredes.

Las actividades de cierre de Bachelet, que estuvo a sólo tres puntos de ganar las elecciones en la primera vuelta electoral del último 17 de noviembre, incluyeron en los últimos 12 días la iniciativa "cien mil voluntarios por Bachelet", este último fin de semana, y "el mujerazo" realizado en Viña del Mar el lunes último.

David contra Goliat. Por su parte, la líder de la Alianza gobernante (UDI-RN), Evelyn Matthei, cerró su campaña ante una multitud reunida en la ciudad de Temuco, en la región de La Araucanía, a 690 kilómetros de Santiago, donde volvió a defender al gobierno de Piñera y criticó a los que pretenden "echar todo abajo", en relación a Bachelet. "Hemos construido un país con el esfuerzo de todos, no tiene sentido destruir todo lo que se ha construido si nos sentimos tan orgullosos de lo que tenemos. No sé en qué minuto se les ocurrió echar abajo esta casa", declaró Matthei, ante la ovación de los presentes.

Horas antes de su cierre de campaña, la candidata oficialista había afirmado que sería un milagro obtener un triunfo en el ballotage del domingo ante la abanderada de la Nueva Mayoría, Michelle Bachelet. "Nosotros hemos luchado para ganar y nosotros creemos que vamos a ganar y si ganamos esto es lo mismo que David contra Goliat, va a ser un milagro", dijo Matthei en Puerto Montt..

La líder derechista, se vio obligada a realizar un doble esfuerzo, ya que tiene la titánica tarea de levantar el escueto 25 por ciento de apoyo que obtuvo en primera vuelta frente al 46,7 por ciento de la socialista Bachelet y cautivar a los más de 6 millones de chilenos que no participaron de las elecciones del pasado 17 de noviembre.

Más de 13 millones de chilenos están habilitados para sufragar, pero el número de votantes reales es una incógnita. En la primera vuelta, cuando debutó el voto voluntario a nivel presidencial, la abstención superó el 50 por ciento. La poca duda respecto del triunfo de Bachelet y la sensación de que no está en juego un cambio relevante pese al ambicioso plan de reformas de la ex mandataria socialista —que propone una reforma tributaria, educación universitaria gratuita en un plazo de seis años y una nueva Constitución—, llevaría a menos personas a votar este domingo. Ambas candidatas redoblaron sus llamamientos a votar.

Victoria arrasadora. Según un sondeo difundido ayer, Bachelet obtendría entre un 63,7 por ciento y un 66,3 por ciento de los votos. La derechista Matthei, por su parte, contaría con entre el 36,3 por ciento y 33,7 por ciento de los sufragios, de acuerdo al sondeo Estudio de Valores Sociales de la Universidad de Santiago de Chile y la encuestadora IPSOS, el único disponible de cara a la segunda vuelta.

Los resultados varían en función de la proyección de participación electoral, en los primeros comicios presidenciales en Chile con voto voluntario. En el caso de Bachelet, en un escenario en que los encuestados aseguran estar totalmente decididos a concurrir a votar, obtendría un 66,3 por ciento de los votos, mientras que cuando se incluye a los que afirman que es "probable" que vayan a votar, obtendría un 63,7 por ciento.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS