Edición Impresa

Aunque está prohibido, en Casilda cargan nafta sin usar el casco

La inconducta quedó de manifiesto con el registro de las cámaras de seguridad instaladas en la ciudad. Multas para conductores y negocios

Miércoles 30 de Enero de 2013

A menos de un mes de la puesta en práctica de la ordenanza que prohíbe en Casilda cargar combustible a los motociclistas que no utilicen casco ya fueron registradas casi unas 30 infracciones que podrán ser pasibles de multas contra los titulares de estaciones de servicios donde se cometieron las faltas.

La norma, aprobada en octubre del año pasado y puesta en conocimiento de la población por medio de una campaña de difusión que duró dos meses, comenzó a instrumentarse a partir del 9 de este mes con el fin de "velar por la integridad de los ciudadanos". Si bien aún resulta prematuro hacer una evaluación, los primeros resultados revelan que en varias de las expendedoras, al menos hasta ahora, se está burlando lo dispuesto.

La inconducta quedó al descubierto gracias al sistema de cámaras de seguridad del gobierno local que hasta ayer detectó 27 presuntas infracciones que la Secretaría de Seguridad Ciudadana, que es la autoridad de aplicación, ya giró al Tribunal de Faltas de la Municipalidad para su correspondiente análisis. La ordenanza prevé apercibimientos y multas que van desde 300 a mil unidades fijas, equivalente cada una al valor de un litro de nafta súper.

De ser ratificadas las faltas detectadas por las cámaras de video vigilancia, además del propietario de la expendedora de combustible también será sancionado el motociclista por no respetar la obligatoriedad del uso del casco.

Si bien la norma impide a las estaciones despachar a los conductores de motovehículos sin casco reglamentario debidamente colocado o que lleven a otra persona en la misma situación, la realidad muestra otra cosa. No obstante, es probable que, como ya sucedió con otras ordenanzas, se produzca un cambio de comportamiento con el correr del tiempo, ya sea por concientización o por el efecto represivo de las multas.

Inspectores. Además de las cámaras de seguridad, el municipio cuenta con inspectores para controlar el cumplimiento de la norma en cuestión ya que no todas las estaciones son alcanzadas por el sistema de monitoreo. En cada acta correspondiente a las infracciones registradas por medio del sistema de cámaras aparece impresa en la parte superior izquierda la fotografía que corrobora la falta, y se consignan el día y la hora de la toma de la imagen.

El presidente del Concejo, Roberto Meli, quien fue el impulsor junto a su par Pedro Sanitá de la iniciativa convertida en ordenanza, valoró la importancia de haberse instrumentado su aplicación y recordó que la intención es "afianzar en Casilda el hábito de usar casco, porque está comprobado por estadística que la mayor parte de las lesiones que recibe un motociclista en un accidente de tránsito es en la cabeza".

Desde la reglamentación de la ordenanza se produjo un avance, aunque aún hay motociclistas que hacen caso omiso.

Precisamente, entre sus fundamentos, la norma plantea que "por diversas razones en muchos casos el casco no es utilizado, por lo que es necesario establecer mecanismos que ayuden a incrementar su uso".

Si bien las cámaras de seguridad pusieron en evidencia que pese a las prohibiciones igual varias estaciones de servicio venden combustibles a los motociclistas sin casco, Meli sostuvo que "hacer cumplir esta norma debiera ser algo sencillo para los estacioneros como es la prohibición de expender bebida alcohólicas a los menores y a mayores en ciertos horarios".


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS