Edición Impresa

Asaltó a una joven, vecinos le pegaron y quedó en grave estado

Le arrebató el bolso a una chica que iba con su hija en brazos. Su cómplice huyó con el botín. Según la policía, no tiene antecedentes.

Lunes 24 de Marzo de 2014

Un joven de 18 años fue golpeado por vecinos de la zona oeste luego de que asaltara, junto con un cómplice que logró escapar, a una muchacha de 21 años que caminaba con su pequeña hija cerca de su casa. Según fuentes policiales el presunto ladrón, identificado como David M., no tiene antecedentes delictivos y al cierre de esta edición se encontraba internado en grave estado en terapia intensiva del Hospital de Emergencias Clemente Alvarez.

Los voceros policiales consultados señalaron que el hecho se desencadenó alrededor de las 20 del sábado. A esa hora Agustina M. caminaba por la cortada Marcos Paz al 5400, en el barrio Azcuénaga, en dirección a su casa y llevando en brazos a su hijita de 2 años.

En ese momento aparecieron en escena dos jóvenes que iban en una moto Guerrero roja de 125 centímetros cúbicos. Al toparse con la joven de 21 años el que iba en el asiento del acompañante se bajó del rodado y le arrebató el bolso a Agustina.

Con el botín en su poder los dos ladrones emprendieron el escape mientras los gritos de la mujer clamando por ayuda alertaban a los vecinos. Pero los delincuentes apenas pudieron recorrer unos pocos metros: enseguida varias personas, según los voceros policiales, se abalanzaron sobre ellos y los hicieron caer del rodado. En este sentido, una versión que no fue confirmada indicaba que los ladrones cayeron luego de que los impactara una camioneta.

Uno de los ladrones alcanzó a incorporarse y pudo escapar corriendo llevándose la cartera de la joven madre, pero su cómplice no tuvo la misma suerte: David M., de 18 años, quedó en la vereda a merced de los enardecidos vecinos. Según las fuentes consultadas, el joven recibió golpes de puño, algunos en la cabeza, y así quedó tendido en la calle hasta que un patrullero del Comando Radioeléctrico acudió a la escena del suceso y llevó al frustrado ladrón al Heca.

En el centro asistencial, los médicos lo operaron a raíz de un fuerte traumatismo de cráneo y ayer, al cierre de esta edición, permanecía internado en la sala de terapia intensiva conectado a un respirador artificial. "Le partieron la cabeza", dijo una fuente.

Un portavoz policial señaló que el ladrón golpeado recién pudo ser identificado cuando su padre acudió al Heca para conocer su estado de salud. "El joven no podía hablar cuando lo llevaron al hospital", comentó. El otro dato que brindó el vocero consultado es que el muchacho herido no tiene prontuario abierto, es decir no tiene antecedentes penales.

Cansados. En el barrio donde ocurrió el violento suceso los vecinos consultados no quisieron hablar sobre el hecho en particular. Sin embargo, refirieron estar cansados de la cantidad de atracos y arrebatos que ocurren a diario.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS