Edición Impresa

Asaltan a un conductor al bajar del auto, le sacan un maletín y le disparan

Un conductor de 48 años fue blanco de un violento asalto ayer en una esquina transitada del macrocentro a pleno mediodía: cuando bajaba de su vehículo le sustrajeron un maletín con una importante cantidad de dinero y le dispararon por la espalda.

Miércoles 04 de Julio de 2012

Un conductor de 48 años fue blanco de un violento asalto ayer en una esquina transitada del macrocentro a pleno mediodía: cuando bajaba de su vehículo le sustrajeron un maletín con una importante cantidad de dinero y le dispararon por la espalda. La herida de bala obligó a que fuera operado en el Hospital Clemente Alvarez donde quedó internado fuera de peligro.

Aunque sin conexión aparente, el caso comparte las características de otro violento asalto ocurrido la semana pasada en Luis Cándido Carballo y avenida Alberdi. Allí dos empresarios que iban en un Audi fueron baleados durante un robo el jueves poco después del mediodía. Estos no consignaron la cifra que les habían robado aunque un testigo escuchó a uno de ellos decir que le habían sustraído un maletín con dinero. En el caso de ayer tampoco quedó establecido el monto del robo.

Aproximadamente a las 12.15, a la altura de Cerrito al 1200, Sergio R. estacionó su auto Toyota Corolla, bajó y fue hasta el baúl del vehículo. Lo abrió y sacó un maletín. De manera sorpresiva fue abordado por una persona que, según dicen testigos, portaba un revolver de alto calibre y lo estaba esperando, le pidió la pequeña valija, a lo que la víctima habría accedido sin oponer resistencia. Pero para cubrir la huida, el ladrón le asestó un balazo que entró por la espalda de Sergio R. y salió por su pierna izquierda, lo que habría afectado un órgano interno de la víctima, que fue operado a la tarde.

Un testigo del hecho contó a este diario la secuencia en la que el conductor fue abordado. "Abrió el baúl de su auto y se le arrimaron dos muchachos que le pegaron un tiro y se llevaron un maletín". Dijo que los atacantes eran "dos personas que iban con la cara descubierta" y se fueron en una moto que habían dejado estacionada cerca.

El dinero al suelo. Al parecer, y según los comentarios de vecinos del barrio, al entregar el maletín la caja cedió y se abrió, cayendo a la vereda tres fajos de billetes y un papel con anotaciones. "Era como una hoja oficio y tenía una suma anotada, algo así como 75 mil dólares o pesos, no vi bien. Un vecino se acercó, levantó el dinero y el celular del hombre y la llamó a la mujer". indicó otro vecino.

El robo fue tipo express y no tardó más de dos minutos en consumarse. Según comerciantes y vecinos de la zona, a Sergio R. lo estaban esperando. "Los muchachos de una agencia de seguridad que hay en la esquina de Cerrito y Mitre se dieron cuenta de que algo sucedía, por que le avisaron al verdulero de mitad de cuadra que se cuidara, pero ni nos imaginamos que había ocurrido un robo así", dijeron los comerciantes.

"El señor quedó en el piso, le agarró como una convulsión y la ambulancia tardó un rato corto en venir", sostuvo otro testigo que fue más lejos y dijo haber escuchado que Sergio R. alcanzó a balbucear: "la plata, la plata", una vez tirado en el piso.

"Lo estaban esperando". A los comerciantes les llamó la atención la secuencia del atraco. "Acá nunca hay lugar para estacionar, sin embargo este hombre vino y estacionó el auto, en la esquina ya lo estaban esperando estos tipos, que no eran pibes, uno tenía por lo menos 40 años. Cuando se bajó sacó la valijita y lo encararon. Todo muy rápido y pareció una entregada", arriesgaron entre comentarios agitados. Algunos allí prefirieron callar lo que vieron.

"Acá no hay negocios en los que se pueda poner tanta plata. Una inmobiliaria, un par de talleres y un lugar que no se sabe bien que es, parece ser una agencia de viajes. Ahí, esa puerta blanca que da a un pasillo y la casa de dos plantas", indicó uno de los comerciantes, que hace muchos años está en el lugar y señaló ese lugar, sin ningún tipo de indicación de que hubiera allí algún negocio agencia.

En la tarde los familiares de Serio Augusto R. se encontraban en el Heca pero ninguno quiso comentar lo sucedido. "Digamos que está estable" ,dijo la esposa de la víctima, que se encontraba junto a su familia en la sala de espera del hospital.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario