Edición Impresa

A lo de Bareiro sólo le falta la firma para ser el primer refuerzo de Central

La llegada del paraguayo está acordada de palabra. Hoy se cerraría la operación, que será a préstamo por seis meses y con opción

Jueves 17 de Enero de 2013

Rosario Central está a un paso de sumar su primer refuerzo. Si bien hasta que los papeles no se firmen nada se puede dar por seguro, ayer desde el club auriazul informaron que Néstor Bareiro "jugará en Arroyito" en el próximo semestre. A esto se llegó luego de que la dirigencia canalla llegara a un acuerdo de palabra con el jugador y su representante, con quienes acordaron un préstamo por seis meses, con opción de compra. De esta forma, Miguel Angel Russo tendría uno de los jugadores que solicitó para afrontar la segunda parte del campeonato en la que el único objetivo es el ascenso. Esta información también fue confirmada desde la entidad paraguaya, por parte de Ricardo Tabarelli, gerente deportivo de la institución guaraní.

Bareiro se encuentra en Paraguay y tiene pensado viajar a la Argentina cuanto antes. Es que primero lo hará José Luis Luraschi, su representante, quien hasta ayer se encontraba en la costa atlántica argentina realizando otras gestiones deportivas. La misión del empresario será cerrar hoy todo lo que concierne a la parte económica del contrato con la tesorería canalla. Una vez cumplido ese paso ahí sí el futbolista partirá rumbo a Rosario. Eso podría ocurrir esta noche o en las primera horas de mañana. Cuando eso suceda sólo será el tiempo de la revisión médica correspondiente, la firma del contrato para después sí ponerse bajos las órdenes de Russo.

"El jugador está chocho con la posibilidad que se le presenta. Además ya habló con Russo", le confió a Ovación una fuente muy cercana la negociación. Y espera que todo termine de la mejor manera, más que nada por el compromiso asumido. Es que de surgir algún imprevisto la cosa se complicaría porque el atacante tiene varias ofertas en pie. Según confiaron, Banfield, Gimnasia y Esgrima La Plata, San Martín de San Juan y Nueva Chicago están también detrás de sus pasos.

Muy pocos pensaban que la cosa podía resolverse tan rápido como finalmente sucedió, más teniendo en cuenta que Olimpo, rival directo de Central, formaba parte de la negociación, pero en realidad cuando el nombre del paraguayo salió a la luz las tratativas estaban mucho más avanzadas de lo que los dirigentes canallas dijeron. Es que el martes a la noche el presidente Norberto Speciale habló de que sólo se había tratado de un "simple contacto", pero a las pocas horas las partes ya habían llegado a un acuerdo.

Bareiro se encontraba jugando en Olimpia, club con el que todavía tiene dos años y medio más de contrato. Ever Almeida, técnico del equipo paraguayo, no lo tenía entre las prioridades para el próximo torneo y ese fue un elemento para las chances canallas. El delantero, de 29 años y 1,80 metro, conoce el fútbol argentino ya que jugó dos años en Olimpo. Lo hizo entre 2010 y 2012, lapso en el que jugó 62 partidos y marcó 17 goles.

La negociación se llevó a cabo con el representante del jugador y los dirigentes de Olimpia directamente, club propietario de los derechos federativos del jugador, pese a lo que Alfredo Dagna, presidente de Olimpo, le había informado a este diario en la noche del martes (había dicho que esos derechos pertenecían al club bahiense).

"Por lo que nos informaron, el pase de Néstor a Central ya está prácticamente cerrado, al menos es lo que nos comunicó su representante", le dijo a este diario Ricardo Tabarelli, gerente deportivo de Olimpia. Y agregó: "Nosotros no teníamos inconvenientes en cederlo". Respecto a las características del futbolista, el ex arquero de la selección paraguaya señaló que se trata "de un delantero que se mueve por todo el frente de ataque, potente y que también tiene gol. Imagino que Russo lo debe conocer bastante bien".

En principio, Bareiro encaja respecto a las cualidades que estaba buscando Russo. Ovación publicó en su edición del pasado martes que lo que estaba buscando el DT era alguien que se moviera por todo el frente de ataque, que tuviera la capacidad de definir pero también de desnivelar por los costados cuando sea necesario. Y el paraguayo parece ajustarse a esta requisitoria, al menos es la imagen que dejó en su paso.

Si la operación finalmente se concreta (todo parece indicar que así será), Russo tendrá una alternativa más para el ataque. De todas formas, la búsqueda de refuerzos no se agotaría aquí. Es que, según confiaron, desde el cuerpo técnico y la dirigencia no descartan sumar el segundo refuerzo que permite el libro de pases.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS