Economía

Vuelven las privatizaciones: ordenan vender activos energéticos estatales

El programa, que se cumplirá en 2018 y 2019, incluye el traspaso de las centrales de Timbúes, construidas durante el gobierno kirchnerista.

Jueves 02 de Noviembre de 2017

El gobierno anunció ayer la venta de activos en empresas energéticas en manos del Estado. Dispuso así la venta o cesión de las participaciones accionarias del Estado nacional en numerosas centrales energéticas, entre ellas las que fueron construidas en Timbués durante el gobierno anterio.

También estableció la fusión de Enarsa con Ebisa —encargada de comercializar la electricidad de las centrales binacionales— y el cambio de nombre : pasarán a llamarse Integración Energética Argentina SA.

De paso, el gobierno anunció que rebautizó a las represas hidroeléctricas Jorge Cepernic y Néstor Kirchner, que volverán a llamarse Condor Cliff y La Barrancosa.

La medida fue establecida por medio de un extenso decreto del Ministerio de Energía publicado ayer en el Boletín Oficial y que lleva el número 882.

La venta de los activos energéticos reinicia el ciclo de privatizaciones en Argentina, que tuvo su apogeo en los años 90. El gobierno de Mauricio Macri ya había dado un paso hacia ese programa en el área de obras púlbicas, al crear una sociedad anónima para administrar Vialidad Nacional.

Con la medida anunciada ayer, se pondrán en venta las participaciones estatales en centrales como San Martín y Vuelta de Obligado que se encuentran en Timbués, Belgrano, y Guillermo Brown.

También se venderá el 50 por ciento de la firma Citelec, dueña a su vez del 52 por ciento de la compañía dedicada al transporte de alta tensión, Transener, cuya acción el año pasado costaba 7,2 pesos y ahora cotiza a 40.

Además se negociarán los activos correspondientes a las centrales térmicas "Ensenada de Barragán" y "Brigadier López", así como la transferencia del personal y contratos relacionados con dichas centrales. También los activos y los derechos correspondientes al proyecto Central Termoeléctrica Manuel Belgrano II.

El gobierno dispuso la venta o cesión de las participaciones accionarias del Estado Nacional en las siguientes sociedades: Central Dique, Central Térmica Güemes, Central Puerto, Centrales Patagónicas, Empresa de Transporte de Energía por Distribución Troncal de la Patagonia (Transpa) y Dioxitek.

El Poder Ejecutivo dijo que tomó esta decisión "con el propósito de racionalizar y tornar más eficiente la gestión pública relacionada con actividades del sector de la energía, limitando la participación del Estado a aquellas obras y servicios que no puedan ser asumidos adecuadamente por el sector privado".

El Ministerio de Energía estimó que el desarrollo de todo el programa que culminará con la venta y/o traspaso de las participaciones accionarias del Estado en empresas energéticas a manos privadas, "demandará todo el año 2018 y tal vez parte del 2019".

Los porcentajes accionarios que cederá el Estado son los siguientes: Central Puerto (8,25 por ciento); Térmica Güemes (6,70 por ciento), Central Dique (49 por ciento), Transportadora Troncal Patagónica -Transpa- (6 por ciento; Centrales Térmicas Patagónicas (13,12 por ciento); Citelec (50 por ciento) -controla 52 por ciento de la transportadora Transener-; y de las usinas Térmicas Ensenada de Barragán y Brigadier López (100 por ciento)).

También, habrán de cederse derechos por las térmicas Belgrano, San Martín y Almirante Brown, a través del fondo específico Foninvemem.

Todas estas operaciones, se indicó, se concretarán mediante licitaciones cuyo cronograma está en elaboración, y por las cuales el gobierno estima recaudar "no menos de 1.000 millones de dólares".

El decreto 882 pone en cabeza de la flamante Ieasa la comercialización de la energía eléctrica producida en aprovechamientos binacionales y también las interconexiones internacionales.

Asimismo, la norma establece que las obras públicas energéticas a cargo del Ministerio de Energía "serán continuadas por Ieasa", en alusión a las hidroeléctricas sobre el río Santa Cruz "Cóndor Cliff" y "La Barrancosa" que el gobierno anterior había denominado "Presidente Néstor Kirchner" y "Gobernador Jorge Cepernic".

Otro tanto se decidió respecto a obras de la Central Térmica de Río Turbio (CTRT) y también con la ampliación de los gasoductos Cordillerano, De la Costa y el Del Centro, recientemente adjudicados.

La creación de Ieasa por efecto de la absorción de Ebisa por parte de Enarsa, implica un redimensionamiento de esta última.

Al respecto, uno de sus directores, Jorge Lapeña, explicó que "estamos haciendo una lectura técnica pormenorizada del decreto para dimensionar lo que implica para Enarsa la asunción de las responsabilidades que le son encomendadas por esta norma ya que implica una reconversión de gran volumen de la empresa".

Por otra parte, el gobierno nacional anunció que no extenderá la emergencia energética dispuesta en diciembre de 2015 por un plazo de dos años y prevé un verano sin sobresaltos en materia de oferta de electricidad, informó ayer el subsecretario de Energía Térmica, Transporte y Distribución Eléctrica, Osvaldo Rolando.

"Hoy estamos muchísimo mejor y con una reserva más que significativa, mayor que la que tuvimos en los últimos 15 años", agregó al hablar durante las Jornadas Nacionales de Actualización sobre las Energías Renovables y la Generación Distribuida, en la que aventó riesgos de cortes de suministro en la próxima temporada estival. La caída de la demanda influyó en ese escenario

El fin de la emergencia, justificó Rolando, se relaciona con los nuevos objetivos de calidad de los servicios. "En estos dos años se fijaron los incentivos para que los concesionarios cumplan sus objetivos a partir del incremento de las tarifas, hasta alcanzar el costo edel servicio", dijo.

"Los precios no tenían nada que ver con los costos, pero con la normalización de los mayoristas ya estamos viendo los primeros resultados: en 2015 sólo el 15 por ciento de los costos estaban cubiertos por la demanda; hoy se llega al 45 por ciento y para 2019 llegaremos al 90 por ciento", según proyectó.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario