Economía

Un ágora virtual con eje en la función pública

Dos estudiantes de Ingeniería en Sistemas crearon un sitio web para debatir sobre acciones de gobierno.

Domingo 07 de Febrero de 2016

Dos de estudiantes de ingeniería en sistemas de la Universidad Tecnológica Nacional (UTN) de Santa Fe crearon Virtuágora, una plataforma web pensada para que los ciudadanos puedan expresar su opinión y participar frente a los anuncios y actividades de funcionarios públicos. Y esta iniciativa que vio la luz dentro del ámbito académico comenzó a recorrer un camino que sorprendió hasta a sus propios creadores.

El proyecto Virtuágora obtuvo el 1º Premio en la Primera Competencia de Innovación en Municipios Digitales organizada por la Municipalidad de Santa Fe y participó en la muestra Innovar realizada en el predio de Tecnópolis, tras resultar seleccionado entre más de 1.300 iniciativas.

Augusto Mathurin y Guillermo Croppi desarrollaron el proyecto como final de su carrera pero hoy buscan consolidarlo y lograr insertarlo a nivel nacional como una forma de que los ciudadanos se relacionen con sus representantes en la esfera pública.

La iniciativa consiste en una plataforma digital de participación ciudadana que recrea el concepto del ágora de la antigua Grecia, espacio central de las ciudades en las cuales se debatían diversos temas. Además, se funda dentro de las buenas prácticas del concepto de gobierno abierto y aporta el potencial de las TICs para mejorar la comunicación entre representantes y representados, buscando así generar un círculo virtuoso de intercambio de opiniones para construir una mejor sociedad.

En tiempos en que la vida on linea cada día toma mayor protagonismo Mathurin —que es uno de los jóvenes beneficiarios de las becas universitarias de la Fundación Nuevo Banco de Santa Fe que tienen como objetivo facilitar la prosecución de estudios de alumnos avanzados de la Universidad Nacional de Rosario, la Universidad Nacional de Litoral y la UTN— se puso a pensar cómo potenciar la participación ciudadana y fue así que junto a Croppi surgió Virtuágora: www.virtuagora.org.

 

Dónde hacer política."Cuando cursamos ingeniería y sociedad vimos el concepto de gobierno abierto y participación ciudadana y nos pusimos a pensar en el tema. Estamos convencidos en que uno siempre puede hacer política no siendo partidaria, mejorando su barrio por ejemplo. En las redes expresando nuestra opinión se hace política y nos pareció que esto de las redes podía ser más ordenado, para que tenga resultado. Ahí arrancó la idea", explicó Mathurin.

Contó que vieron que en la facultad, la ciudad, la provincia y a nivel nacional "los ciudadanos no se sienten representados muchas veces, que su voz no es escuchada todo el tiempo, sino sólo en las elecciones". Es así que sobre la base de que es posible involucrarse y relacionarse con los funcionarios, que son los que luego toman las decisiones, se creó la plataforma.

"Una acción puede generar un montón de efectos colaterales, así que queremos que se puedan someter esas decisiones para la aprobación o desaprobación. El objetivo es un software libre, disponible para que cualquiera lo pueda instalar y lo puede modificar. Ya está on line y ahora estamos en conversaciones para implementarlo en el centro de estudiantes de nuestra facultad pero el proyecto empezó a tener vida fuera de la facultad en Mercociudades y en Innovar", detalló Mathurin quien sostuvo que "la plataforma hace ganar a todos, a los ciudadanos y a los funcionarios que muchas veces ven una problemática desde una perspectiva y aplican una solución, pero si esa problemática estaría analizada por toda la sociedad se pueden preveer diferentes escenarios" y mejores soluciones.

Los creadores de Virtuágora explicaron que "las tecnologías de información pueden realizar un aporte significativo al actual sistema democrático, siendo complemento valioso para sus órganos actuales pero sin que llegue a ser un reemplazo de los mismos".

Mathurin y Croppi identificaron dos problemáticas importantes. En primer lugar para el ciudadano común, votar o involucrarse de lleno dentro de un partido político parecen ser los únicos medios con los que cuenta para poder alzar su opinión. En el otro extremo, se encuentran los representantes, quienes deben tomar decisiones en nombre de todos los ciudadanos y a la horade hacerlo, muchas veces se debe actuar sin conocer la situación y opinión de todos los afectados.

"Si analizamos ambas cuestiones en conjunto, cada problemática puede actuar como solución de la otra si hubiera un espacio común en el que pueda converger la opinión de los ciudadanos y las propuestas de sus representantes. Actualmente este vacío es suplido mediante el uso de redes sociales como Facebook o Twitter, las cuales no son herramientas óptimas para la creación de un verdadero espacio de participación ciudadana, que le brinde a los ciudadanos una posibilidad verdadera para expresar su opinión, ni a los representantes información fidedigna de la situación de sus representados para tomar mejores decisiones. Así surgió nuestra propuesta de desarrollar Virtuágora, una plataforma dedicada exclusivamente a la participación ciudadana", explicaron.

 

funcionalidades. ¿Cómo se lograría la participación ciudadana? Los estudiantes mencionaron que la plataforma ofrecerá inicialmente las siguientes funcionalidades para fomentar un circulo virtuoso de opiniones entre funcionarios y ciudadanos para tomar decisiones que mejoren su entorno. Una tiene que ver con que los funcionarios públicos puedan exponer sus propuestas para que sean sometidas a votación. Así se podrá aproximar su aceptación en la sociedad en caso de implementarse.

Otro punto es reportar la problemática, es decir que un ciudadano pueda reportar problemáticas que encuentre en su entorno, luego los demás podrán sumarse a la causa expresando si dicho problema también los afecta. En respuesta a estas problemáticas, los funcionarios podrán proponer soluciones en forma de propuestas.

También se busca realizar aportes en documentos colaborativos. Por ejemplo, un funcionario podrá publicar documentos para que sean revisados públicamente, algo ideal para conocer la opinión de la gente sobre cada sección de un anteproyecto. Además, programar eventos para que organismos públicos y partidos políticos puedan difundirlos, así como realizar cualquier tipo de anuncio que consideren relevante para la sociedad.

Mathurin explicó que es necesaria una nueva plataforma e ir más allá de las redes sociales ya disponibles porque "las redes sociales más utilizadas fueron pensadas y son utilizadas como una herramienta informal y distendida para comunicarse con amigos y familiares".

"Es cierto que la expansión de plataformas como Facebook y Twitter, permitió a los ciudadanos una mayor interacción, sin embargo, estos mecanismos no son adecuados para tal fin por varias razones, entre ellas porque es difícil obtener información cuantitativa sobre las opiniones de la sociedad. Las redes sociales más utilizadas fueron pensadas y son utilizadas como una herramienta informal de comunicación", dijo Mathurin.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario