Economía

Sin financiamiento, el gobierno coloca más deuda a Ansés

Las secretarías de Hacienda y de Finanzas anunciaron la suscripción de dos Letes por $2.000 millones y por u$s 175,59 millones.

Miércoles 06 de Noviembre de 2019

La Administración Nacional de la Seguridad Social (Ansés) suscribirá dos series de Letras del Tesoro, una por $ 2.000 millones y otra por u$s 175,59 millones, ambas con vencimiento el 30 de abril del año próximo, según determinó una resolución conjunta de las secretarías de Finanzas y de Hacienda, publicada ayer en el Boletín Oficial.

La resolución precisó estos dos tipos de Letes serán suscriptos a la par por el Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS). En el caso de la emisión en pesos, los títulos devengarán intereses a la tasa Badlar para bancos públicos, que ayer cerró en 49,44 por ciento, más 500 puntos básicos. Para las Letes en dólares, el precio de suscripción será de u$s 962,45 por cada valor nominal original u$s 1.000, es decir, con una tasa implícita de 3,755 por ciento.

Estas Letes serán intransferibles y no tendrán cotización en los mercados de valores locales e internacionales, y gozarán de todas las exenciones impositivas dispuestas por las leyes y reglamentaciones vigentes en la materia.

Luego de las elecciones primarias del 11 de agosto, el gobierno dictó una serie de resoluciones para colocar deuda en la Ansés por un monto total superior a los 50.000 millones de pesos y 500 millones de dólares, con intereses a pagarse entre enero y abril de 2020. La toma de deuda se aceleró en septiembre con el decreto 668, que dispuso que hasta el 30 de abril de 2020 los organismos estatales solo podrán invertir sus excedentes transitorios de liquidez mediante letras precancelables por un plazo de hasta 180 días.

El 30 de octubre pasado, el abogado previsional Christian D´Alessandro presentó un recurso de amparo ante la Justicia para que preserve el Fondo de Garantías de Sustentabilidad (FGS) hasta que asuma el nuevo gobierno electo a partir del 10 de diciembre. En el escrito denunció la creciente emisión de deuda garantizada por el organismo que preside Emilio Basavilbaso y el uso de esos recursos para fines diferentes a los previstos. El recurso fue presentado ante el Juzgado Nº1 de la Seguridad Social, que dirige la jueza Karina Alonso Candis.

En el FGS están las inversiones en acciones, bonos, plazos fijos y créditos para vivienda. Según la denuncia , el fondo cae constantemente desde diciembre de 2015. Ese año, el fondo contaba con activos equivalentes a u$s 67 mil millones y en la actualidad tendría un capital de no más de u$s 22.000 millones. La pérdida fue del 70 por ciento.

Los papeles de deuda de corto plazo local que entregó el gobierno a la Ansés incluyeron las letras que entraron en default en septiembre.

Con las opciones de crédito voluntario cerradas, el gobierno recurrió al FGS de la Ansés para refinanciar la deuda que tenía en cartera ese organismo, mientras rearma su programa financiero, que contempla una renovación total de vencimientos con este y otros organismos públicos.

Las necesidades financieras del Tesoro en dólares estarían prácticamente cubiertas hasta fin de año con la disponibilidad de reservas, pero los elevados vencimientos de deuda en pesos, que el gobierno cubría en buena parte con venta de divisas, se vuelven muy difíciles de cumplir porque los dólares para este fin no alcanzan sin el ingreso del tramo del préstamo stand by con el organismo.

Entonces, el gobierno se garantiza el financiamiento necesario a través de la obligatoriedad impuesta por el DNU 668/2019, autoriza al Tesoro a la colocación compulsiva de Letras que las entidades y organismos del sector público estarán obligados a tomar.

A mediados de septiembre, le colocó a la Ansés letras en pesos y en dólares por un equivalente a u$s 900 millones. Hace poco más de un mes, colocó dos letras por un monto equivalente a $ 15.500 millones con vencimiento en abril de 2020, por lo que deberán ser pagadas por la próxima gestión. A mediados de octubre, emitió nueva deuda por u$s 1.000 millones y colocó $ 5.000 millones en organismos descentralizados. El vencimiento es 15 de abril de 2020.

Un 37 por ciento de la deuda pública está colocada en cartera de organismos públicos. En términos de PBI, llegan al 29,9 por ciento.

La toma de deuda se aceleró luego de las Paso y muchas Letras entraron en default en el mes de septiembre"

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario