Economía

Sigue la pelea entre Nación y provincia por las boletas de luz

El gobierno de Santa Fe reiteró que el componente impositivo local es la mitad del que se aplica en la provincia de Buenos Aires.

Miércoles 25 de Abril de 2018

La batalla por el costo político de los tarifazos siguió ayer, un día después de la presión del presidente Mauricio Macri a las provincias para que reduzcan impuestos, cargos y tasas a las facturas de luz y gas. El gobierno santafesino cerró filas en el rechazo a esa posibilidad al reiterar que el principal componente impositivo sobre la boleta es el que corresponde a la Nación.

En diálogo con este diario, la secretaria de Energía de la provincia, Verónica Geese, aclaró el lunes que el Estado santafesino "no recauda nada" a través de cargos incorporados a la boleta de luz. Recordó que aplica un 1,5 por ciento para el Fondo de Electrificación Rural y un 6 por ciento que va a municipios y comunas en virtud de un acuerdo del año 1975.

Luego la EPE cobra el servicio de mantenimiento de alumbrado público a los gobiernos locales. Al respecto, el intendente de Santa Fe, José Corral, anunció ayer sorpresivamente la rescisión del contrato con la empresa por la prestación del servicio de alumbrado público (ver Región).

La funcionaria remarcó que el componente impositivo provincial en la factura es menor frente al peso del IVA que aplica la Nación. Y mostró una tabla elaborada por el Ministerio de Energía que conduce Juan José Aranguren para explicar que estos cargos sobre la factura de la EPE suman 278 pesos /Kw al mes, menos que la mitad que en la provincia de Buenos Aires.

El ministro de Economía, Gonzalo Saglione, subrayó que la carga impositiva que aplica la provincia de Buenos Aires es por lejos la mayor del país. La gobernadora de ese distrito, María Eugenia Vidal, escenificó el lunes un anuncio de la rebaja de dos cargos que se aplicaban desde la dictadura militar.

En rigor, los descuentos se hicieron sobre dos impuestos que hasta 2016 no se cobraban porque estaban en litigio judicial y que fueron repuestos por la Justicia a pedido de la propia gobernadora.

A principios de 2016 dos concejales de Pergamino fueron a la Justicia para pedir la suspensión de los dos tributos. Un juez hizo lugar al planteo y suspendió el cobro.

Luego de un año de no poder cobrar los impuestos, en noviembre de 2017, la gestión de Vidal hizo una presentación ante la Cámara de Apelaciones para poder volver a embolsar el 15,5 por ciento de cada factura.

Ese tribunal hizo lugar al pedido de Vidal, y lo propio hizo la Corte Suprema un mes después.

La mandataria bonaerense fue el ariete del presidente Mauricio Macri para "provincializar" el malestar social que generaron los tarifazos decididos por su ministro de Energía.

Las críticas no se hicieron esperar. El diputado nacional Luis Contigiani le dijo al presidente que "si no quiere ser hipócrita lo que tiene que hacer es rebajar el IVA". Recordó que la producción de gas bajó pese al aumento de 500 por ciento en las tarifas de gas y criticó a Vidal porque fue beneficiada con 40 mil millones de pesos de transferencias por el pacto fiscal.

La diputada nacional Silvina Frana, del Frente de la Victoria, rechazó la presión nacional sobre las provincias que "cada vez tienen más responsabilidades y menos recursos". Y subrayó que los subsidios energéticos se aplican en todos los países y remarcó: "Se puede debatir cómo direccionarlos pero no eliminarlos"

Un informe del Ceso indicó ayer que entre marzo de 2015 y marzo de 2018 la factura del servicio de electricidad que tuvo que afrontar una industria de Rosario subió 461 por ciento, casi cinco veces.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario