Economía

"No hay nada más reactivante que una baja tasa de inflación"

Lo dijo el presidente del BCRA, Federico Sturzenegger, al anunciar el plan de política monetaria de la entidad para este año.

Viernes 29 de Abril de 2016

El presidente del Banco Central (BCRA), Federico Sturzenegger, afirmó ayer que las tasas de interés van a bajar cuando se compruebe un descenso de la inflación. Señaló que la entidad trabajará para llegar lo más cerca posible del 25 por ciento en el nivel anual de precios e insistió en que las tasas "tienen que acompañar ese camino descendente".

"No hay nada más reactivante que una baja tasa de inflación", afirmó el funcionario, tras exponer el plan de política monetaria de la entidad para este año, un día después de que el Palacio de Hacienda anunciara el Programa Financiera para 2016.

Sturzenegger remarcó que su gestión pasa por establecer un régimen monetario de cambio flotantes, con intervenciones ocasionales de la entidad, que será acompañado a partir de 2017 por un régimen de metas de inflación.

De esta manera, el titular del BCRA dejó en claro que no se bajará la tasa de rendimiento para las Letras del Banco Central (Lebac), hoy en el 38 por ciento para el plazo de 35 días, hasta tanto no se observe una clara y sostenida tendencia descendente de la inflación.

El funcionario insistió en que el objetivo es bajar la inflación, "llevándola, en un plazo razonable, al 5 por ciento anual", una meta que se busca cumplir en 2019.

"Lo que se busca ahora es un tipo de cambio flexible, con intervenciones ocasionales, donde la flotación cambiaria es importante para desvincular los movimientos del tipo de cambio del comportamiento de los precios domésticos", indicó Sturzenegger, quien considera que ésta sería la única manera de "limitar el traspaso de los movimientos de tipo de cambio nominal a los precios", lo cual es "crucial para que el tipo de cambio real cumpla su rol estabilizador ante diversos impactos".

En esta misma línea y respondiendo a preguntas sobre el tipo de cambio, el presidente del Banco Central dijo que "si el peso se aprecia a causa de un boom de exportaciones argentinas, es lógico y deseable que eso ocurra, pero el problema que podemos tener ahora es que el precio se fortalezca por el flujo de capitales de corto plazo".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario