Economía

Marcos Peña: "No es cierto quela historia se repite siempre"

El jefe de Gabinete intentó llevar un mensaje de tranquilidad frente a las negociaciones con el FMI. Dijo que las tratativas durarán varias semanas.

Jueves 10 de Mayo de 2018

El jefe de Gabinete, Marcos Peña, negó ayer que el FMI haya impuesto condiciones para brindar financiamiento a la Argentina, remarcó que la negociación con el organismo multilateral "durará semanas", y rechazó la posibilidad de que se concreten cambios en el equipo económico. "No es cierto que la historia se repita siempre, que estemos condenados a repetir sucesos", insistió, mientras aseguró que la administración de Mauricio Macri "incorpora aprendizajes de los errores que llevaron a las crisis anteriormente".

En una conferencia de prensa que dio en la Casa Rosada, el funcionario planteó que "aun no hay una cifra" del auxilio financiero que el FMI le otorgará a la Argentina y agregó que "eso se tiene que dar en el marco de una conversación y será comunicada".

Peña negó que el gobierno apueste a partir de ahora al camino de profundizar un ajuste al remarcar que el "gradualismo" que lleva adelante "seguirá avanzando" y advirtió que en la oposición no tienen "otra propuesta sobre la mesa" sobre los pasos a dar en materia económica.

"Este camino nos permitirá solucionar los problemas heredados", confió Peña, quien dijo que entiende que tras la fuerte suba del dólar de los últimos días en la sociedad "se despertaron miedos, angustias y preocupaciones", pero señaló que el gobierno cuenta con "las enseñanzas de crisis anteriores" para no repetir ese final.

Al ser consultado respecto de qué condiciones puso el FMI para brindar el crédito, el funcionario subrayó: "Hay que ser prudentes con los rumores y la información. Vamos a despejar los fantasmas que pueden ir surgiendo".

"No hubo ningún tema del Fondo Monetario para condicionar o plantear la posibilidad de tener un crédito. Son conversaciones técnicas que se tienen que dar", aseguró.

Sostuvo que el gobierno pretende "dar tranquilidad a la gente" y argumentó: "Hace un mes la directora del FMI, Christine Lagarde, vino al país y dejó un claro respaldo al gradualismo llevado a cabo por el gobierno".

Señaló que "estos 30 meses de gobierno fueron positivos" y consideró que por cuestiones internas y externas "tenemos mayor exigencia de los que nos prestan la plata".

"Se despertaron angustias, miedos, pero reiteramos nuestra convicción profunda de que este camino termina en el desarrollo y en el crecimiento", sostuvo Peña.

Ante esta situación, indicó que el gobierno manifestó "la intención de abrir un trabajo en conjunto con el FMI" y cuestionó que se diga que la Argentina volvió al Fondo porque en realidad nunca dejó de formar parte del Fondo. "Hemos podido evitar una gran crisis económica, reducir la pobreza y el desempleo", indicó el funcionario en otro pasaje de su exposición que se extendió por más de media hora.

Peña exhortó a "no pensar que la Argentina tiene un crédito ilimitado", a "madurar como sociedad" para "no dar señales contradictorias" y a asumir que no es posible "gastar más de lo que tenemos".

También dejó en claro que "están arbitrados todos los mecanismos para cuidar el poder adquisitivo de los argentinos" al remarcar que la mayoría de los acuerdos paritarios que se han firmado a nivel privado o público "han sido libres y que todos tienen cláusulas de revisión".

Por otra parte, el funcionario consideró que el proyecto de la ley que limita los aumentos de tarifas que se debatía anoche en la Cámara de Diputados "es inconstitucional", y señaló que "la oposición no explica de dónde hay que sacar los fondos" para compensar los aumentos tarifarios.

Por otro lado, el jefe de ministros desechó que vaya a haber reemplazos de funcionarios del equipo económico y también negó que el gobierno hay mantenido conversaciones con el ex ministro de Economía Domingo Cavallo.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario