Economía

Macri culpó a los súper de origen chino por la crisis de Carrefour

Martes 10 de Abril de 2018

El presidente Mauricio Macri atribuyó la crisis de la empresa Carrefour a la "competencia desleal" y la "evasión" de los "supermercados chinos" y anunció que habrá medidas oficiales contra esas cadenas. La arremetida fue inmediatamente rechazada por las cámaras que representan a los comercios de origen asiático.

"Que dejen de llorar los hipermercados, que se hagan cargo, que bajen su rentabilidad, ellos tienen que bajar y no atacar al que vende barato", dijo Yolanda Durán, presidente de la Asociación de Supermercados Chinos. La representante comercial evitó polemizar con el presidente y dijo que está "mal asesorado". Pero acusó a los hipermercados de "ir a pedir ayuda al gobierno cada vez que su balance no les da".

También los denunció por discrimianción: "Somos argentinos, no chinos, a nosotros los balances no nos dan y seguimos trabajando", dijo.

El presidente de la Federación Argentina de Supermercados Chinos, Miguel Calvete, dijo a la radio Universidad Nacional de Córdoba que los supermercados chinos "son los que más inspección reciben" .

Señaló que los supermercados chinos tienen 10.188 puntos de venta en todo el país, lo que a su juicio supone una pequeña participación en el mercado comparado con la red de Carrefour, de capital francés.

En declaraciones al diario español ABC, Macri acusó a los supermercados de origen asiático por la crisis de Carrefour. "Estamos trabajando contra la evasión de supermercados chinos, que son una competencia desleal y atentan contra el Estado", afirmó.

Procedimiento de crisis

Carrefour presentó el proceso preventivo de crisis ante el Ministerio de Trabajo. En ese marco, representantes de Trabajo, de la cadena francesa y de Empleados de Comercio se reunieron ayer para analizar la crisis de la compañía y se mostraron "predispuestos a trabajar en conjunto para preservar las fuentes de empleo y la sustentabilidad de la empresa".

En la previa, el sindicato que había denunciado que la firma de origen francés pretende cerrar 11 locales, despedir 3.000 empleados -de los 18 mil que tiene en total- y reducir 20 por ciento los salarios, a raíz de sus problemas financieros.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario