Economía

Las Bolsas europeas se derrumbaron tras el lunes negro en Wall Street

Los mercados accionarios de Asia y Europa cerraron con fuertes bajas. Sin embargo ayer la Bolsa de EEUU se recuperó y revirtió la tendencia

Miércoles 07 de Febrero de 2018

El lunes negro que protagonizó el mercado de Wall Street hace dos días ayer se sintió con fuerza en Europa, donde las bolsas se derrumbaron arrastradas por la gran caída del mercado estadounidense y el consecuente hundimiento de los mercados asiáticos. Mientras eso ocurría, la plaza neoyorquina invirtió la tendencia y recuperó más de 2 por ciento al cierre de la jornada.

El Merval en Argentina rebotó 1,54 por ciento y volvió al nivel de los 31.624,18 puntos, un día después del derrumbe en el marco de un alto volumen de negocios.

Sin embargo, commodities como el petróleo no lograron escapar a ese escenario. Ayer el crudo en Nueva York (WTI), afectado por la volatilidad cerró con una baja bajó 76 centavos para cerrar en 63,39 dólares.

En cambio, la ola bajista no impactó en el mercado granario. La soja en Chicago cerró con un alza del 1,71 por ciento por cuestiones estacionales especialmente vinculadas con la sequía en la Argentina.

El índice industrial Dow Jones de Nueva York finalizó ayer con un alza del 2,3 por ciento, en tanto que el Nasdaq recuperó un 2,13 por ciento respecto a su cierre del lunes, y el S&P 500 avanzó 1,75 por ciento, en lo que configura una mejora notable e inesperada del mercado que el primer día de la semana derribó al conjunto de los valores bursátiles internacionales.

El lunes la caída del Dow Jones fue la peor en puntos de toda su historia (1150), mientras que en porcentaje no se registraba un retroceso de semejante magnitud desde el año 2011. Los especialistas aseguraron que no hubo ningún factor en particular para ese derrumbre, pero explicaron que el retroceso comenzó el viernes después de que conoció que los salarios en Estados Unidos habían subido en enero, lo que disparó preocupación por la posibilidad de un aumento de la inflación, que podría disparar la posibilidad de que la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos retoque las tasas de interés. "Un escenario de tasas más altas complican el panorama de las empresas, que necesitan créditos para crecer y empujan a los inversores a bonos más que a acciones", argumentaron los especialistas.

Temor en Argentina

Sin embargo, este movimiento que ayer logró atemperarse al cierre de Wall Street, alteró los ánimos en los mercados locales ya que la presunción de una política de tasas altas por parte de la Fed representa un serio problema para los países emergentes como la Argentina que profundizan su política de endeudamiento en dólares.

Además, frenó por un día el lanzamiento al mercado de la tecnológica Bioceres (previsto para hoy) para esquivar el impacto de las fuertes bajas (ver aparte).

Ayer Wall Street comenzó la jornada resentido por las pérdidas del lunes, con retrocesos superiores al 1,5 por ciento en los tres indicadores, pero media hora después estaba en terreno positivo, y si bien el Dow Jones volvió a caer, se recuperó y cerró en alza.

En cambio, las principales bolsas europeas sumaron caídas superiores al 2 por ciento tras el batacazo del día anterior, que previamente había llevado a los mercados asiáticos a acumular pérdidas aún mayores, en torno al 5 por ciento.

La jornada pudo haber sido aún peor pues los retrocesos durante buena parte de la sesión fueron más abultados en las bolsas europeas pero, tras la apertura del mercado neoyorquino, los descensos se fueron suavizando.

En Europa, fue la Bolsa de Londres la que encabezó las caídas, con un retroceso del 2,64 por ciento. Le siguieron las pérdidas del 2,53 por ciento de Madrid; el 2,35 por ciento de París; el 2,32 por ciento de Frankfurt, y el 2,08 por ciento de Milán.

Previamente, en Asia, la Bolsa de Tokio, que llegó a caer más de un 7 por ciento durante la sesión, consiguió amortiguar la tendencia a última hora y cerrar con una pérdida de 4,73 por ciento, de más de 1.000 enteros en el Nikkei, algo que no se recordaba desde 2016 en oportunidad del "Brexit". La Bolsa de Shanghai cerró la sesión con una baja del 3,35 por ciento; el mercado de la parte continental de China, la Bolsa de Shenzhen, perdió el 4,23 por ciento y el Hang Seng de Hong Kong se desplomó un 5,12 por ciento, su mayor caída desde agosto de 2015.

Los expertos no se pusieron de acuerdo a la hora de buscar una explicación a la fuerte corrección que vivieron los mercados bursátiles mundiales, aunque coinciden en que el origen está en Estados Unidos.

Algunos analistas señalaron a una puntual toma de ganancias, mientras otros apuntaron al temor de los que apuestan a una suba brusca de las tasas de interés tras los cambios de autoridades en la Fed.

Bioceres espera

La empresa de biotecnología rosarina Bioceres, que tenía previsto comenzar a cotizar en Wall Street desde hoy decidió postergar al menos por 24 horas ese debut para esquivar el impacto de las fuertes bajas registradas en Wall Street. Así lo confirmó ayer el CEO de esa compañía, Federico Trucco. "Postergamos por 24 horas el pricing", dijo.


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario