Economía

La reforma constitucional comienza a desandar un sinuoso camino legislativo

Diputados dio ingreso al proyecto remitido por el gobernador. Y estudiará otras dos iniciativas en ese sentido presentadas por Rubeo y Cavallero.

Viernes 04 de Mayo de 2018

En la primera sesión ordinaria del año, la Cámara de Diputados provincial dio ingreso ayer al proyecto de reforma constitucional remitido por el gobernador Miguel Lifschitz, que ahora deberá pasar por el tamiz de tres comisiones legislativas antes de acceder al debate formal en las bancas. No obstante, el cuerpo tiene en agenda otras dos iniciativas en ese sentido, ya que a la presentada días atrás por Luis Rubeo (PJ) se sumó una impulsada por Héctor Cavallero (FJpV).

Por lo pronto, el miércoles próximo, a las 9, habrá reunión de Labor Parlamentaria con todos los jefes de bloque de Diputados para discutir dos puntos clave: la composición de las comisiones internas para el período 2018 y cómo tratará el cuerpo la reforma de la Carta Magna santafesina.

En ese marco, el proyecto que fogonea la Casa Gris quedará bajo la lupa de las comisiones de Derechos y Garantías, de Presupuesto y Hacienda y de Asuntos Constitucionales y Legislación General. Resta definir la modalidad de debate y el cronograma de las respectivas reuniones.

El oficialismo, según pudo saber La Capital, aspira a que esa discusión insuma —como máximo— cuatro semanas. La Casa Gris pretende que la iniciativa llegue al recinto de sesiones a fines de mayo o principios de junio.

Paralelamente, los nuevos integrantes de las comisiones también se abocarán al tratamiento de los proyectos reformistas presentados por Rubeo y Cavallero.

Acerca de la iniciativa oficial, el tema que desató más polémica en la oposición es la posibilidad de que el actual mandatario santafesino quede habilitado para una reelección. A modo de réplica, el socialista viene machacando con que, llegado el caso, esa instancia correrá por cuenta de una Convención Constituyente.

La llave para abrirle la puerta a la reforma de la Carta Magna provincial parece tenerla el peronismo. Al menos es lo que enfatizan en el oficialismo, donde son conscientes de la prácticamente nula voluntad de acompañamiento en Cambiemos (PRO y gran parte de la UCR santafesina, con peso específico en Diputados).

Por eso, los impulsores de la reforma que propicia Lifschitz apuntan a una decena de diputados justicialistas no alineados a sector alguno. Y potencian esas expectativas en la postergación sin fecha del congreso provincial del PJ, que tenía previsto sentar posición respecto de la iniciativa oficial.

Paralelamente, las comisiones deberán estudiar la propuesta de Rubeo, que no incluye la posibilidad de reelección de Lifschitz ya que convoca a votar constituyentes en las elecciones generales del año próximo en la provincia.

De hecho, el martes pasado, al finalizar el discurso del gobernador que dejó inaugurado un nuevo período de sesiones ordinarias en la Legislatura, Rubeo advirtió: "Si hay que evaluar los tiempos, espero que apoyen mi proyecto, porque no existe ninguna posibilidad de que la iniciativa de Lifschitz tenga sanción este año".

Además, Cavallero ingresó ayer a la Cámara baja su proyecto de enmiendas a la Constitución santafesina. "Planteamos una reforma total y no parcial", adelantó el legislador. Despuntan días de gran efervescencia política en la Legislatura provincial.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario