Economía

La inflación saltó al 4 por ciento en agosto y acumula 54,5 por ciento en doce meses

El Indec dio a conocer el índice de precios que reflejó el primer impacto de la nueva devaluación. El rubro alimentos registró una suba de 4,5 por ciento.

Viernes 13 de Septiembre de 2019

El Indice de Precios al Consumidor (IPC) aumentó 4 por ciento en agosto, con un incremento de 4,5 por ciento en el rubro alimentos y bebidas, informó ayer el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec). Con este aumento, la inflación minorista en lo que va del año ascendió a 30 por ciento y en los últimos 12 meses acumuló un alza de 54,5 por ciento.

El organismo estadístico ubicó la cifra de inflación por debajo de las previsiones privadas. Los economistas que participan del Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) organizado por el Banco Central, esperaban un aumento de precios del 4,3 por ciento durante el mes pasado.

Desde el Palacio de Hacienda aseguraron que el traslado a precios de la devaluación de casi 30 por ciento que decidió el gobierno después de las Paso "fue menor que en ocasiones anteriores", debido a la retracción del consumo.

La Cámara Argentina de la Mediana Empresa (Came), registró durante agosto la peor caída en el año en el consumo minorista con 18,6 por ciento en comparación con el mismo mes del año anterior, la más profunda de 2019.

El relevamiento del Indec para agosto mostró un alza de 4,5 por ciento en alimentos y bebidas; 3,1 por ciento en prendas de vestir y calzado; 6,1 por ciento en equipamiento y mantenimiento del hogar, y 5,2 por ciento en salud, debido al aumento de la medicina prepaga y los precios de los medicamentos.

El organismo informó además que los bienes aumentaron 4,9 por ciento y los servicios 2,3 por ciento, en este último rubro gravitó el congelamiento de las tarifas de servicios públicos y el transporte.

El sector de bienes mostró un alza del 4,9 por ciento, mientras que el de servicios registró una suba del 2,3 por ciento.

□Las zonas del país con mayores aumentos en los precios minoristas fueron las regiones del Noreste, con un 4,5 por ciento; la de Cuyo, con un 4,4 por ciento, y la Patagonia, con un 4,2 por ciento. En el Gran Buenos Aires, por su parte, el incremento de precios alcanzó el 3,9 por ciento.

El IPC de julio pasado había trepado un 2,2 por ciento y en agosto del año pasado registró un incremento del 3,9 por ciento.

El miércoles, el Centro de Estudios Scalabrini Ortiz (Ceso) informó su Indice Inflación Supermercados en Santa Fe par a el mes de agosto. Fue de 9,61 por ciento y acumula un 75 por ciento en los últimos doce meses.

El centro de estudios realiza esta medición en base un relevamiento on line de casi 9 mil precios de productos. Galletitas, carne y fiambres fueron los productos que más se incrementaron durante el mes pasado.

En ocho meses, la suba acumulada en los supermercados fue del 41 por ciento. En doce meses, el aumento llega al 75 por ciento, se detalló en el informe. En base a esos resultados, los economistas del centro de estudios concluyeron que el costo de vista de un adulto equivalente para no ser indigente fue de $ 5.401 mensuales.

Una familia de cuatro integrantes necesitó $ 16.689 para no caer en la indigencia, especificaron.

□El incremento en la canasta básica alimentaria en la provincia fue de 11,43 por ciento. "La realidad santafesina, en línea a la nacional, se vio impactada por la brutal depreciación del peso luego de las Paso", explicaron desde el Ceso. Así, los aumentos de precios en supermercados pasaron de una modesta desaceleración en junio(2,52 por ciento) y julio (1,79 por ciento), a un incremento sustancial en el mes de agosto (9,61 por ciento).

Desde el Ceso se explicó que, a diferencia de septiembre de 2018, cuando también hubo una megadevaluación, en este episodio el gobierno actuó con una rebaja de la alícuota a 0 por ciento en el IVA para tres productos de la canasta básica alimentaria, que igualmente subió 11,4 por ciento.

"Cinco de los productos tuvieron una baja en los precios de finales (huevos, conservas de fruta, té, azúcar y yerba mate entre el 1º y el 31 de agosto", señalaron los economistas, que explicaron que "en los restante no alcanzó el efecto de la rebaja del IVA para contrarrestar los incrementos de precios por la devaluación". La harina de trigo experimentó incrementos superiores al 20 por ciento pese a la suspensión de ese impuesto, se aclaró.

Bebida amarga

La elaboración de bebidas retrocedió 7,3% en los primeros siete meses del año y alcanzará el menor volumen en quince años como consecuencia de que el consumo total se contrajo 9,3% en el período, de acuerdo a un informe difundido hoy por la consultora de Investigaciones Económicas Sociales (IES). Tras verificar en 2018 el menor volumen de consumo y producción de los últimos doce años, en el acumulado a julio de 2019, el sector de bebidas se vio afectado por la caída del consumo masivo, en línea con el menor poder adquisitivo debido a la caída del salario real”, analizó el trabajo del IES

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario