Economía

La Casa Rosada reforzó los controles deseguridad en el conurbano bonaerense

La administración de Macri encendió las alarmas tras lo ocurrido el lunes en Sáenz Peña (Chaco), donde asesinaron a un chico de 13 años.

Jueves 06 de Septiembre de 2018

El presidente Mauricio Macri recorrió ayer junto a la gobernadora de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, un centro de monitoreo policial en Villa Martelli, donde presentó un nuevo plan para reforzar los controles de seguridad en la Capital Federal y el conurbano de esa metrópoli tras algunos episodios de saqueos. Además, la Casa Rosada formalizó una denuncia penal para que se investiguen supuestas "conexiones" entre esos actos ilegales en distintos puntos del país con sectores del kirchnerismo. Al mismo tiempo, el Ministerio de Seguridad santafesino puso en marcha acciones preventivas y desestimó la posibilidad de un estallido social (ver aparte).

El intento de saqueo del lunes a la noche en la ciudad chaqueña de Roque Sáenz Peña, que derivó en el asesinato de un chico de 13 años, encendió las alarmas de la Casa Rosada, que busca prevenir nuevos hechos en "zonas calientes" de cara a un fin de año que se presume complicado.

En ese marco, Macri recorrió el Centro Integral de Monitoreo Balbín, ubicado a metros de la avenida General Paz, donde Vidal y Rodríguez Larreta presentaron un nuevo plan de seguridad para el área metropolitana de Buenos Aires (Amba), que conforman la Capital Federal y 40 municipios del conurbano bonaerense.

El Amba tiene una superficie de 13.285 kilómetros cuadrados y, según el censo de 2010, cuenta con 14.800.000 habitantes, que representan el 37 por ciento de los residentes en la Argentina. Sin embargo, como megalópolis se mantiene en constante crecimiento y sus límites son cada vez más difusos.

En busca de "conexiones"

Paralelamente, el gobierno nacional radicó una denuncia penal para que se investiguen presuntas "conexiones" entre los intentos de saqueos en distintos puntos de la Argentina con sectores del kirchnerismo.

La presentación judicial fue confirmada por la ministra de Seguridad nacional, Patricia Bullrich, al término de la reunión de coordinación que encabezó Macri, en la residencia presidencial de Olivos, junto a los ministros que integran su gabinete.

Acerca de los supuestos vínculos entre el kirchnerismo con los al menos siete intentos de saqueos registrados en los últimos días en distintos puntos del país, la funcionaria indicó: "Le dimos la información a la Justicia. Creemos que se han identificado conexiones, vamos a esperar".

"No queremos que esto quede en la nada. Queremos que, si hay responsables, sea la Justicia la que actúe a partir de decisiones penales y no denuncias mediáticas", enfatizó Bullrich.

En ese contexto, la ministra afirmó que se identificaron "conexiones" de intentos de saqueos con sectores del kirchnerismo. Y añadió: "Dije que había algunos dirigentes y los he presentando a la Justicia".

Respecto del plan preventivo, para el transporte de pasajeros comprende la instalación de 4 mil cámaras (1.700 ya fueron colocadas) en estaciones de trenes, donde habrá mayor presencia policial, y otras 7.300 en colectivos, que también llevarán efectivos en los viajes.

Además, en las estaciones de la red de subterráneos fueron instaladas 160 pantallas que transmiten en directo. Y se están colocando videowalls, que permiten ver las imágenes captadas por las cámaras.

Asimismo, intensificaron los controles a motociclistas a través de un sistema de patrullaje que cuenta con 44 motos recorriendo la Capital Federal y 120 controles fijos.

Conurbano blindado

En tanto, en el conurbano bonaerense fueron desplegados 12.300 efectivos y se unificaron los requisitos de seguridad para poder circular en ese tipo de vehículo. Además, a través de la instalación de los "anillos digitales", las fuerzas pueden controlar el ingreso y egreso de vehículos en los 74 cruces por la General Paz entre la Capital Federal y la provincia de Buenos Aires.

Además de Vidal y Rodríguez Larreta, asistieron a la reunión Bullrich y el ministro de Transporte nacional, Guillermo Dietrich, como también los titulares de Seguridad bonaerense, Cristian Ritondo, y porteño, Martín Ocampo.

El gobierno también trabaja sobre el tema social para la prevención de desbordes en las calles, por lo cual el martes Macri se reunió con Vidal para compartir el diagnóstico de situación y coordinar con las organizaciones el refuerzo y la asistencia alimentaria.

"Queremos que, si hay responsables, sea la Justicia la que actúe a partir de decisiones penales y no denuncias mediáticas

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario