Economía

Kicillof sostuvo que "nadie en su sano juicio tiene dudas del pago del Boden"

En medio de este clima, salió a aclarar que el gobierno hará frente al Boden 2015, más allá de que admitió que podría ofrecerse otro título a cambio si los inversores lo piden.  

Sábado 26 de Septiembre de 2015

El ministro de Economía, Axel Kicillof, aseguró ayer que “nadie en su sano juicio tiene la menor duda de que se va a pagar el Boden 2015” que vence el 3 de octubre próximo, por 5.800 millones de dólares. Igualmente, admitió la posibilidad de que el gobierno ofrezca otro título en su reemplazo.

Kicillof acusó a “especuladores políticos” por la inquietud generada en el mercado a raíz de la resolución de la Comisión Nacional de Valores (CNV), que obliga a los fondos de inversión a contabilizar al tipo de cambio oficial los bonos en dólares.

En medio de este clima, salió a aclarar que el gobierno hará frente al Boden 2015, más allá de que admitió que podría ofrecerse otro título a cambio si los inversores lo piden.

En diciembre del 2014, Economía propuso a los tenedores de este título una cancelación anticipada, pero sólo el 2% aceptó la oferta en efectivo, equivalente a 185 millones de dólares, lo cual fue considerado por Kicillof como un éxito y un síntoma de respaldo.

En el marco de esa misma operación, un total de 377 millones de dólares de los mismos bonos fueron canjeados por otro título, el Bonar 2024.

“Nadie en el mercado, nadie en su sano juicio tiene la menor duda de que se va a pagar el Boden 15; eso no es un rumor, es una operación mediática para sembrar incertidumbre”, señaló el ministro.

Sobre un canje de títulos, afirmó: “Nos están pidiendo desesperadamente eso, porque la gente que invierte en la Argentina, que tiene ese bono, quiere seguir teniendo bonos, entonces nos lo están pidiendo”.

Pero aclaró: “Vamos a ver las condiciones y la situación, porque con las medidas financieras conviene no generar expectativas”.

El Boden 2015 es un bono en dólares emitido en 2005 y que paga un 7% de interés anual y representa el mayor vencimiento del año que originalmente era por 6.300 millones de dólares.

Kicillof recordó que el gobierno pagó “las deudas a todos los bonistas con los que acordó, aún con trabas como las del juez (Thomas) Griesa”, y expresó que “los que no arreglaron son todos fondos buitre”.

Sobre la resolución de la CNV que obliga a los fondos comunes de inversión a valuar los activos en dólares al tipo de cambio oficial, el ministro consideró que se trata de una “medida muy chiquita” e intentó llevar calma a “la gente en general”.

“Afecta sólo a los fondos comunes de inversión que son unos instrumentos particulares de inversión un poco especializados, en donde los individuos son sólo un 15%”, puntualizó.

“No les hace perder plata, esta medida les indica cómo tienen que valuar ese título”, enfatizó.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS